Harold W. Manner: "El cáncer no es una enfermedad sino un negocio"

Según el Dr. Harold W. Manner afirma que no existe una enfermedad llamada cáncer y que no es más que una deficiencia de vitamina B17 (La amigdalina es también conocida como laetril, amigdalina o nitrilosida, aunque estos compuestos no se refieren a una sola entidad química. La ortomedicina la denomina vitamina B17, aunque no sea una vitamina).

Por La Primera Digital | 12 oct 2018 |    
Harold W Manner: "El cáncer no es una enfermedad sino un negocio"
La industria del cáncer floreció después de la 2da Guerra Mundial.

Más datos

Quiénes tienen cáncer deberían primero tratar de aprender qué es el cáncer.

"¿Por qué no evita la quimioterapia, cirugía o tomar medicamentos con fuertes efectos secundarios, para tratar algo que no es una enfermedad sino una deficiencia de vitamina B17?", frase dicha por el médico Harold W. Manner que incita a la controversia.

La vitamina B17 o amigdalina es una vitamina que se ha demostrado ser altamente anticancerígena, tal como descubrió el químico Ernest Krebs en el año 1950. Las pepitas de manzana o las semillas de albaricoque son algunas de las formas de obtener esta vitamina tan importante para ayudar a curar el cáncer.

La Primera

Según él luego se descubrió que el escorbuto era solamente deficiencia de vitamina C; lo que significa que no era una enfermedad.

"El cáncer también es simplemente algo así: El mundo colonizador y los enemigos de la humanidad establecieron la industria del cáncer y la convirtieron en un negocio del que obtienen millones de dólares de ganancias. La industria del cáncer floreció después de la 2da Guerra Mundial. Para combatir el cáncer no se necesita todas estas demoras, detalles y enormes gastos. Todo eso sólo va a los bolsillos de los dueños de los laboratorios ; especialmente ya que la cura para esa condición se encontró hace mucho tiempo. Bueno, en vez de preferir tratamientos tan costosos para el cáncer, ¿qué alternativas debería uno escoger? La prevención y cura del cáncer se puede obtener simplemente mediante las siguientes estrategias: Quiénes tienen cáncer deberían primero tratar de aprender qué es el cáncer. No se asusten; en vez de eso, investiguen y documéntense sobre esa condición. En la actualidad, ¿se ha enterado de alguien que haya muerto por una enfermedad llamada escorbuto? No, porque se cura", cuenta Manner.

Como el cáncer es sólo deficiencia de vitamina B17 es suficiente comer de 15 a 20 semillas de albaricoque o durazno a diario; coma brotes de trigo; el brote de trigo es un medicamento milagroso contra el cáncer, es una fuente rica de oxígeno líquido y el más fuerte contra el cáncer, llamado Laetril (sustancia derivada de la amigdalina); esta sustancia está presente en la semilla de manzana, durazno o albaricoque y es la forma extraída de vitamina B17, también conocida como amigdalina. La industria médica americana ha empezado a fomentar la ley para prohibir la producción de Laetril. Este medicamento se está manufacturando en México y entra de contrabando a USA.

El Dr. Harold W. Manner, en el libro "La muerte del cáncer," ha declarado que el éxito del tratamiento con Laetril contra el cáncer supera el 90%.

La Primera

Algunas fuentes de amigdalina o vitamina B17 a tener en cuenta son: El hueso o semilla de frutas. Esto contiene la mayor cantidad de vitamina B17 de la naturaleza; esto incluye la semilla de manzana, albaricoque, durazno, pera y ciruela o ciruelas pasas. Porotos, granos que incluyan fríjol, brotes de lentejas, habas y arvejas. Las semillas de almendra amarga y almendra india son la mayor fuente de vitamina B17 de la naturaleza.

Moras: Se puede consumir casi todas las moras como la morera negra, arándanos, frambuesa y fresa. Semillas como el ajonjolí y la linaza. Copos de avena, cebada, arroz integral, grañones de trigo integral, linaza, mijo y centeno. Además la vitamina B17 también se encuentra en granos y en semillas de albaricoque, durazno, en levadura de cerveza, arroz con cascarilla, arroz paddy y auyama o calabaza; brotes o semillas de manzana, cerezas, saúco, moras, arándanos, alforjón, sorgo, mijo, anacardo, marañón, nueces de macadamia y brotes de fríjol. Todos los anteriores son la mayor fuente de vitamina B17 absorbible.

La verdad que la confesión de este médico abre paso al debate y a la polémica ya que millones de personas padecen y sufren dicha enfermedad a diario y diversos estudios científicos nunca han llegado a dar información sobre esta idea en concreto. Suena un poco erróneo considerar que la enfermedad se de tan solo por la deficiencia de dicha vitamina y que además se confiese que este problema en realidad no existe.


    La Primera Digital

    La Primera Digital

    Escribimos para mejorar el mundo.
    La Primera Digital comparte 4624 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.