Un ejemplo de solidaridad

Pisco.- Junto al dolor y la indignación que sienten los pisqueños al recordar el primer año posterior al terremoto, aumenta el sentimiento de afecto al grupo de médicos cubanos que comparten frío y hambre con ellos.

Por Diario La Primera | 16 ago 2008 |    

“Gracias hermanos médicos cubanos” y frases similares decían numerosos carteles que llevaban los manifestantes durante la marcha de ayer.

Ellos llegaron dos días después del terremoto y armaron en carpas dos hospitales para atender a los damnificados en forma totalmente gratuita. La brigada médica cubana permaneció en Pisco hasta marzo pasado, y atendió hasta entonces más de 250,000 consultas y realizó 2,500 operaciones quirúrgicas.

“Si no hubiera sido por los cubanos, que me atendieron de mis heridas y me dieron hasta las medicinas, seguro que hubiera muerto”, dijo una madre de familia. En marzo vino una brigada de relevo, la que sigue trabajando gratuitamente en Pisco y los dos hospitales fueron donados al Ministerio de Salud.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.