Simon es ya un verdadero derechista

El líder opositor Ollanta Humala dijo ayer en Chiclayo que la prisión cambió al premier Yehude Simon, pues, según el nacionalista, el presidente del Consejo de Ministros se ha convertido en un representante de la derecha y que dejó sus convicciones izquierdistas. Ollanta, luego de criticar el plan anticrisis del gobierno que no tare nada favorable, dijo que Simon se olvidó de los intereses de Lambayeque, que lo eligió presidente regional y que ha abandonado porque, según el nacionalista, su aspiración es ser candidato a la Presidencia de la República.

Por Diario La Primera | 27 feb 2009 |    

En Lima, la respuesta del premier no se hizo esperar. Dijo que si Ollanta quiere trabajar por los pobres debería presentar su plan anticrisis, como supuestamente lo prometió, en vez de criticar constantemente al gobierno.

Simon sostuvo que se lucha por los pobres ayudando a que el país salga adelante y no con críticas destructivas que lo único que parecen reflejar es un afán electoral y añadió que “el señor Humala perdió las elecciones, y debe respetar a quién ganó las elecciones”.

Por otro lado, sobre el Tratado de Libre Comercio con Chile, Ollanta dijo que el presidente García no tiene idea de lo que es soberanía nacional, pues el referido tratado atenta contra los intereses del país.

Dijo que las inversiones en el Perú son muy informales, las leyes no están bien dadas y los grandes inversores, en vez ingresar al país por los conductos regulares, tienen que pasar por Palacio de Gobierno, lo cual, según el ex candidato presidencial, genera corrupción.

Cuestionó la incapacidad del presidente García para garantizar la reposición de los trabajadores despedidos en la época de Fujimori, y aseguró que el Proyecto del Partido Nacionalista es seguir fortaleciéndose para trabajar con todos los sectores comprometidos en el auténtico cambio.

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.