Revocador Burgos traba construcción de colegio

Las obras que se venían realizando en el colegio emblemático Antenor Orrego de San Juan de Lurigancho (SJL), que alberga a 2,600 escolares, fueron paralizadas repentinamente por decisión del alcalde revocador de ese distrito, Carlos Burgos, quien alegó que la Oficina de Infraestructura Educativa (Oinfe) del Ministerio de Educación no contaba con licencia de demolición para realizarlas.

| 12 febrero 2013 12:02 AM | Política | 2.5k Lecturas
Revocador Burgos traba construcción de colegio
Padres de familia condenan actitud de alcalde de San Juan de Lurigancho.
Padres de familia sospechan que alcalde de San Juan de Lurigancho quiere hacer negocios con parte de terreno escolar.

Más datos

Colegio emblemático

El Ministerio de Educación incorporó el 26 de octubre del 2010 al colegio Antenor Orrego Espinoza en el Programa Nacional de Recuperación de las Instituciones Educativas Públicas Emblemáticas y Centenarias.
2574

La maquinaria y los materiales de construcción están abandonados desde el último viernes en un área de 16 mil 800 metros cuadrados, en la cuadra nueve de la avenida Gran Chimú, bajo custodia de serenos del municipio.

Los padres de familia protestaron ayer frente al colegio contra la decisión de Burgos, que calificaron de “abusiva, interesada e insensible”, contra sus hijos, que ahora están distribuidos en otros centros educativos, a la espera de la terminación del nuevo Antenor Orrego.

El vicepresidente de la Asociación de Padres de Familia, César Cieza, consideró que Burgos estaría interesado en concesionar al mejor postor un terreno colindante de 21 mil cuadrados, que también pertenece al colegio, como lo dispuso una resolución del municipio de Lima en 1991 y cuya validez se niega a reconocer el alcalde distrital.

“Burgos ha paralizado todo para presionar a los padres y al Oinfe y así apoderarse de la otra parte del terreno y hacer negocio. No hay otra explicación”, dijo Cieza a LA PRIMERA, a tiempo de acusar a los funcionarios de la Oinfe “de negligentes”.

Varios padres de familia sostuvieron que Burgos pretendería otorgar ese inmenso terreno, que se usa para actividades recreativas de los escolares, a una empresa de supermercados que “le pagaría muy bien” debido a la gran dinámica comercial en Gran Chimú. “Las sospechas se basan también porque las obras han sido paralizadas cuando ya se destruyó el antiguo colegio. ¿Por qué no lo pararon al inicio de los trabajos?”, preguntó Cieza, quien tiene en el centro educativo un hijo que cursa el segundo año de secundaria, al señalar que la obra es urgente para el alumnado, que tendrá que ir a otros locales educativos para no perder sus clases.

“Hay padres que tienen que recoger a sus hijos en distintos puntos de San Juan de Lurigancho. Eso genera problemas en temas de seguridad y encima Burgos paraliza. Es un insensible”, afirmó Cieza, que advirtió que si la obra no se termina entonces S/. 24 millones presupuestados para el proyecto volverían al erario nacional.


Henry Campos
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | | | | | | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD