Regresa secretaria que dejó entrar a Ponce al Congreso

La Comisión Investigadora del Congreso que indaga sobre las intercepciones telefónicas, habría establecido que el espionaje contra congresistas de oposición se inició luego de una inusual visita del capitán de navío Manuel Ponce Feijoo a la sede principal del Congreso a fines del año 2006.

| 02 noviembre 2009 12:11 AM | Política | 787 Lecturas
Regresa secretaria que dejó entrar a Ponce al Congreso
Congresista Mercedes Cabanillas tiene mucho que aclarar.
Beatriz Oviedo es el flamante jale de Mercedes Cabanillas para la Comisión de Constitución, que ella preside.

Más datos

En abril pasado Oviedo, además, fue retirada de la Comisión de Educación por Cenaida Uribe porque seguía autorizando el ingreso de personas extrañas al Congreso.
787

El experto de Bussines Track (BTR) accedió a las instalaciones luego que la directiva del Congreso, presidido por la aprista Mercedes Cabanillas, contratara esa empresa a un costo de 3 millones 850 mil 84 soles, con el pretexto de realizar un barrido electrónico para descartar actividades de espionaje.

El barrido no tuvo efecto como lo revelan la mayoría de los audios encontrados en la computadora de Ponce Feijoo, que detallan acuerdos y alianzas de los diversos grupos políticos que actúan en el Congreso. Sin duda, aquellos que se beneficiaron con la escucha pudieron sacar provecho de estos audios. Y en esta situación tiene la mayor responsabilidad la administración de Mercedes Cabanillas.

Por eso extraña que la parlamentaria haya contratado a la secretaria Beatriz Oviedo que permitió el acceso a Ponce Feijoo y que entonces laboraba en el despacho del primer vicepresidente del Congreso, José Vega. En sus declaraciones a la comisión investigadora, la funcionaria afirmó extrañamente que no recordaba las razones por las que autorizó el ingreso ni quién dio la autorización.

Beatriz Oviedo sí reconoció que hizo ingresar al jefe de Bussines Track a fines del 2006, desde las 21 horas hasta la 6 de la mañana del día siguiente, horas en las que se habría pinchado los teléfonos y los servidores de congresistas y asesores de la oposición.

De acuerdo a lo declarado por Cabanillas, la administración del Parlamento contrató a BTR para realizar un barrido electrónico en las oficinas del módulo de la Presidencia. “A ninguna área más, tal como está (registrado) en los archivos contables del Congreso”, declaró. Pero, por lo que se sabe, Ponce Feijoo actuó sin ningún control.

Cabanillas agregó que si se hubiera “chuponeado” las oficinas de otros congresistas, los montos de pago estarían “registrados” en los archivos del Poder Legislativo. Una categórica respuesta, que no tiene lógica.

La historia no queda ahÑ Mercedes Cabanillas, quien después de los sucesos de Bagua tuvo que renunciar al gabinete, volvió al escenario político nada menos que como presidenta de la Comisión de Constitución. Ella se rodeó de un grupo de su entera confianza. Primero cambió a la Secretaria Técnica de la Comisión, una abogada calificada y con experiencia en temas constitucionales, para colocar al sociólogo Tomás Gutiérrez, quien fue precisamente su asesor en el ministerio del Interior en la jornada de la matanza de Bagua. Pero también reclutó a Beatriz Oviedo, la misma que autorizó el ingreso de Ponce al Congreso y que fue retirada de la Comisión de Educación por Cenaida Uribe en abril último, debido a que seguía autorizando el ingreso de personas extrañas al Congreso. Sin duda, Mercedes Cabanillas les debe una explicación a los congresistas y al país.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD