Quince años para “Gallinazo”

El fiscal Raúl Carbajal Sedano ratificó ayer el pedido de 15 años de prisión para el exintegrante del desactivado Servicio de Inteligencia Nacional (SIN) Manuel Túllume, “Gallinazo”, quien filmó la operación de Chavín Huántar por orden del coronel en retiro Roberto Huamán Azcurra y de Vladimiro Montesinos, procesados por la presunta ejecución extrajudicial de emerretistas rendidos.

| 07 julio 2012 12:07 AM | Política | 2.2k Lecturas
Manuel Túllume “Gallinazo”.
MANUEL TÚLLUME FILMÓ OPERACIÓN CHAVÍN DE HUÁNTAR
2257

Carbajal consideró que Túllume merece la pena solicitada por el delito de complicidad secundaria en el supuesto ajusticiamiento de Eduardo Cruz, camarada “Tito” al mantener silencio sobre esa muerte, para proteger a sus superiores que tenían la decisión de no dejar con vida a ningún subversivo luego el exitoso rescate de 72 rehenes el 22 abril de 1997.

“Túllume ha coadyuvado a que se realice las ejecuciones, no solo filmando la operación, sino encubriendo a Montesinos y Huamán Azcurra porque vio a “Tito”, según las declaraciones de los policías de apellidos Robles y Torres, cuando pretendía escapar y fue empujado por éste. El silencio ahora de Túllume quien ha sido allegado, muy cercano a Montesinos, contribuye con ese homicidio”, afirmó Carbajal ante la Cuarta Sala Penal Liquidadora que preside la jueza Elvira Álvarez.

El representante del Ministerio Público refirió que existen indicios claros, sumado a la pericia hecha por el antropólogo forense José Pablo Baraybar de que “Tito” murió, a comparación de sus pares, de una bala tras ser inmovilizado, que permiten concluir que el referido terrorista murió asesinado.

“Los terroristas abatidos debieron ser traslados a la morgue, pero fueron enviados al Hospital de la Policía, donde se hizo exámenes superficiales, y de ahí fueron llevados irregularmente a distintos cementerios de los conos. “Tito” estaba en una fosa en Comas”, dijo.

HABLA TÚLLUME
LA PRIMERA conversó con Túllume, quien no negó su cercanía con Montesinos ni con Huamán Azcurra, con quien planeó la colocación de los micrófonos en la embajada. Aseguró que no vio ningún terrorista vivo el 22 de abril de 1997 y que las acusaciones de los policías Torres y Robles son “por odio porque no fueron ascendidos”.

“Si me sentencian, lo aceptaré, pero me iría a prisión con mi conciencia tranquila. Yo no sé si a “Tito” lo mataron, y lo que grabé no lo he vuelto a ver pero, cuando uno hace estos trabajos, la mano izquierda no pregunta lo que hace la mano derecha”, dijo a LA PRIMERA.


Henry Campos
Redacción

Loading...


En este artículo:


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD