“Quieren distraer el tema de los petroaudios”

La presidenta de la Comisión de Constitución del Congreso, Mercedes Cabanillas, está convencida de que hay quienes quieren impedir un pleno esclarecimiento del caso, y se refiere a la acusación de que contrató a Beatriz Oviedo, una funcionaria supuestamente implicada en el “chuponeo” del Congreso.

| 08 noviembre 2009 12:11 AM | Política | 742 Lecturas

Más datos

“Yo no decido en el APRA y en estricto las decisiones la toma el presidente de nuestro partido el doctor Alan García Pérez. A mí no se me ocurriría llevar un papelito y decir fírmenlo, no es así pues”

DETALLE

¿No le preocupa que el asesor israelí Ziv haya sido consejero del Ecuador durante la guerra del Cenepa y que haya trabajado también con Chile?
-Habría que tener cuidado. Yo no tengo información completa del personaje. No sé tampoco si ha firmado un contrato de asesoría o de consultoría.
742

-Congresista Cabanillas, ¿quién es Beatriz Oviedo?
-Es una trabajadora del Congreso, que ingresó a laborar en el año 1999. Aquí tengo su legajo porque he pedido esta información a personal. Ha trabajado con diversos congresistas, como Iván Calderón Castillo, quien ya no está acá. También con Gonzales Posada, la doctora Hildebrandt, el congresista Rafael Rey, José Luis Delgado Núñez del Arco. Es una trabajadora más. No tengo una amistad con ella…

-¿Usted la conoce?
No, no la conozco, pero acá está su legajo. Ha sido destacada a la Comisión de Constitución.

-¿Usted no la ha pedido?
-No. La he aceptado porque yo no tengo ninguna objeción respecto a su desempeño laboral. Le he preguntado, a raíz de la información que han sacado ustedes, y me ha dicho que no tiene ningún problema, como lo he verificado en su legajo.

-¿No le preocupa que sea señalada como responsable de haber hecho ingresar al Congreso a Elías Ponce Feijóo, de Business Track, en horas inapropiadas en el 2006?
-Ella dice que no. Yo no sé si haya ingresado o no haya ingresado (Ponce) en horas inapropiadas porque eso es materia de investigación. Pero que no se quiera cortar la pita por una trabajadora técnica, sería un abuso.

-La misma comisión que investiga la interceptación telefónica ha manifestado que desde esta época empieza la interceptación telefónica en el Congreso.
-Ahora yo aparezco también “chuponeada”. Felizmente me han “chuponeado”. Sólo a la gente importante la chuponean (ríe). Sobre eso tengo a la mano la comunicación oficial que sacó el Congreso en febrero del 2009, que señala que el barrido electrónico se hizo atendiendo un requerimiento formulado por la dirección de tecnologías de información, por la dirección general de administración y por la dirección de logística y que los trabajos realizados en la central telefónica, por medidas de seguridad, se hicieron con presencia de funcionarios de la dirección de tecnologías de la información. Es decir, que nadie aquí ha entrado, sin una verificación, sin un control. Además, no hay que olvidar que ese es un barrido del 2006, a fines, entonces el contrato es con una firma que todavía no se sabía lo que iba a hacer el 2008, el 2009.

-Desde esa época ya se estaba chuponeando.
-Para los brujos o para los adivinos. No se sabía y por eso la empresa (Business Track) estaba habilitada en el portal Consucode y la contrataban entidades como la Contraloría de la República, además de muchos municipios. También los 3 mil y pico de soles de un barrido electrónico está allí facturado y figura en el portal de pagos por contratación de servicios de Economía y Finanzas. Ahí, en esa época, nadie sabía nada y creo que tampoco se había producido ningún “faenón”. Estamos hablando del 2006, o sea que quien quiere jalar esa pita quiere distraer a los ingenuos del tema de fondo y yo para ingenua no me presto.

-¿Cuál es el tema de fondo?
-El tema de fondo es que tiene que haber una investigación real, profunda de todo lo vinculado a este tema de la corrupción…

-¿Los “petroaudios”?
-Así es, los “petroaudios”, la corrupción que se descubre con los “petroaudios”. Tenemos que ubicarnos en el tiempo. Por si fuera poco, aquí está el informe de la DINI, que es la Dirección de Inteligencia del Estado, que hace un contrabarrido y que señala en su informe técnico que no se encontraron indicios de alteración en el sistema de telefonía ni instalación clandestina de transmisores o micrófonos inalámbricos.

-¿Cómo se explicaría que en las mismas investigaciones de BTR aparecen grabaciones de los acuerdos entre bancadas?
-Que la investigación lo determine. No te olvides que tenemos esto (señala cogiendo un celular). El aparato telefónico es una cosa y el celular es otra cosa.

-Hay la impresión de que se están diluyendo las responsabilidades en el tema “petroaudios”, ¿qué opina de la investigación?
-Yo no creo eso. Creo que a veces la expectativa, sobre todo, de algunos sectores políticos, que quieren resultados para hoy. Pero los plazos de los políticos no son los plazos de las instituciones. Petroaudios es un tema delicado y mayor razón para que se camine con firmeza y con seguridad.

Esvieta Topovich
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD