Presión a fiscales para persecución

El presidente de la Cumbre Amazónica, Humberto Paredes, denunció ayer que altas autoridades del gobierno presionaron a la fiscal Carmen Sarmiento de la Primera Fiscalía de Chanchamayo para que enjuicie al dirigente y a otros once líderes sociales, por los delitos contra la seguridad pública, seguridad del Estado y daños, por haber convocado el paro amazónico del 16, 17 y 18 de marzo de 2008.

Por Diario La Primera | 05 ene 2009 |    
Presión a fiscales para persecución
Denunciada. Dirigente amazónico ve influencia de la ministra Nidia Vílchez.
Otra forma de persecución gubernamental. Dirigente de Cumbre Amazónica sospecha que ministra Nidia Vílchez influyó sobre cambio de parecer de fiscal.

Paredes dijo que su sospecha se fundamenta en el cambio de parecer de la fiscal Sarmiento, quien luego de estar presente en la asamblea popular del 17 de marzo (en pleno paro) como testigo del acta que firmaron el general Amiel, jefe de la Policía Nacional en Junín y los dirigentes y pobladores de Pichanaki, para que la calma vuelva a la ciudad, abrió investigación judicial contra Paredes, Freddy Palomino, presidente del Frente de Defensa y Desarrollo de Agricultores y Comunidades Nativas de Pichanaki y Francisco Cantoral Huamaní, secretario del Frente de Defensa de Chanchamayo, entre otros, sabiendo que ellos se encontraban en la ciudad de La Oroya.

Paredes dijo que la “operadora intelectual” de todo esto “puede ser la ministra de Vivienda, Nidia Vílchez, quien en ese entonces era miembro de la Comisión Agraria del Congreso, y como se sabe, ella siempre ha seguido las indicaciones de la cúpula de su partido, que está persiguiendo políticamente a sus opositores”.

Paredes aseguró a LA PRIMERA que es víctima, al igual que el resto de dirigentes amazónicos, de una persecución política, judicial y policial iniciada por el ex ministro del Interior, Luis Alva Castro y su director policial, Octavio Salazar, quienes pretendieron involucrarlos con las Fuerzas Armadas Revolucionaras de Colombia (FARC) y el Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA), con el único objetivo de neutralizar la justa demanda popular.

Vilma Escalante
Redacción

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.