Lo que tiene que cantar fiscal Araníbar

La fiscal adjunta de la Tercera Fiscalía Provincial Penal del Crimen Organizado, Vanesa Araníbar Covarrubias, se presentará hoy ante la Comisión que investiga la pérdida y manipulación de los USB de Giselle Giannotti.

Por Diario La Primera | 20 jul 2010 |    
Lo que tiene que cantar fiscal Araníbar
La esperan en el Parlamento.

La fiscal debe aclarar por qué permitió que los oficiales de la Dirandro que incautaron los cuatro USB de Giannotti cometieran irregularidades desde el visionado ilegal de ese material hasta la vulneración de las bolsas lacradas donde fueron guardados. Evidentemente esto facilitó la desaparición de esos dispositivos.

Los mismos fueron incautados el 8 de enero de 2009 por un equipo al mando del mayor PNP Raúl Del Castillo Vidal. LA PRIMERA descubrió en junio de este año que ese oficial utilizó su laptop en la misma habitación donde fueron hallados los 2 USB Boston Technologies y los 2 USB Memorex (en estos últimos, según Giannotti, habían audios comprometedores de Jorge del Castillo). Se sospecha de que el comandante borró ese mismo día la información que comprometía al ex premier.

El primer hecho irregular de la fiscal Araníbar puede haber sido el permitir que el mismo 8 de enero el comandante Del Castillo Vidal utilizara su laptop en el mismo lugar donde estaban los USB de la procesada. Un hecho bochornoso es que a la misma hora que el oficial operaba su laptop, la fiscal Araníbar se paseaba en la piscina. Esto ha quedado demostrado con el video del allanamiento.

Otro hecho irregular de la Araníbar es haber permitido que el 8 de enero y luego el 12 de enero, los oficiales visualicen las computadoras de Giannotti, a pesar de que había expresa prohibición del juez Elmer Yalico de realizar esa acción.

Este diario cuenta con documentos oficiales donde se precisa que la fiscal adjunta autorizó el deslacrado y visionado del material incautado, incluyendo los USB a pesar de no tener autorización del juez. Entre esos documentos se encuentra también el acta de visualización del 12 de enero de 2009 que revela que la fiscal Araníbar autorizó a dejar sin lacrar en una mesa de la Dirandro todo el material incautado debido a que ya era de noche y debían continuar al día siguiente. Todo ese material, sorprendentemente, quedó regado en una mesa bajo la custodia del comandante Raúl Del Castillo, el mismo sospechoso de haber borrado los audios del ex premier. Al día siguiente, 13 de enero, se procedió a introducir en sobres manila los objetos más pequeños para luego lacrarlos y firmarlos de tal forma que sea imposible burlar esta forma de seguridad. Los CPU, que son más grandes, fueron sellados con plásticos adhesivos y cintas de embalaje, previa incorporación de una hoja con las firmas de todos los presentes. Así quedaron lacradas todas las pruebas. Nada quedó suelto. Sin embargo, el 23 de enero, cuando los oficiales de la Dirandro entregaron ese material en la sede de la Fiscalía Anticorrupción, en el jirón Carabaya, del centro de Lima, los USB ya no estaban en sobre manila lacrado. Se encontraban sueltos en una bolsa negra de cartón que tenía el logotipo Mont Blanc. El oficial que entregó ese material fue nada menos que el comandante PNP Raúl Del Castillo Vidal, el mismo que coordinó esa diligencia con la fiscal Araníbar.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.