Kenji es solo parte de un clan

El congresista Kenji Fujimori debe explicarle al país el origen de su extraña fortuna y responder ante la Fiscalía, así como a la Comisión de Ética y a la subcomisión de Acusaciones Constitucionales, sostuvo ayer el expresidente del Congreso, Daniel Abugattás, al comentar el hallazgo de 100 kilos de cocaína en su empresa Limasa.

| 22 marzo 2013 12:03 AM | Política | 1.7k Lecturas
Kenji es solo parte de un clan
Afirma Daniel Abugattás. Dice que la familia Fujimori estuvo siempre vinculada a casos de narcotráfico.
1720

Sostuvo que es bastante sospechoso que miembros del clan Fujimori resulten involucrados en casos de narcotráfico y cuestionó que la política haya llegado a este nivel.

Recordó el escándalo que sacudió al país cuando se detectó un cargamento de droga en el avión presidencial en un caso que luego fue denominado como el narcoavión durante la dictadura de Alberto Fujimori.

Asimismo, rememoró la denuncia de que la excandidata presidencial Keiko Fujimori fue financiada supuestamente con dinero proveniente de esta ilícita actividad y ahora este caso que relaciona al benjamín de los Fujimori.

“Por Dios, ¿acaso se pretende convertir el país en un narcoestado?”, preguntó el parlamentario al insistir en que este caso requiere de una inmediata aclaración de Kenji Fujimori, en vez de dedicarse a insinuar una posible participación del gobierno y que la droga fue sembrada para entorpecer el indulto a su padre, preso por crímenes de lesa humanidad y actos de corrupción.

En este sentido, planteó al legislador fujimorista dar una explicación del origen de su riqueza con la cual pudo fundar la empresa Limasa y eventualmente otros negocios, antes de convertirse en parlamentario, sin contar por lo menos con una fuente de ingreso conocida.

OCULTÓ INFORMACIÓN
El extitular del Parlamento afirmó que Kenji debe ser sometido y acusado por la Comisión de Ética y por la misma subcomisión de Acusaciones Constitucionales por la gravedad del caso.

Dijo que el parlamentario fujimorista ocultó en su Declaración Jurada presentada ante el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) que era accionista mayoritario en la empresa Limasa.

Abugattás, además, calificó como lamentable el papel que viene desempeñando el presidente de la Comisión de Ética Parlamentaria, Humberto Lay, quien en un claro adelanto de opinión consideró que no existen indicios para investigar o acusar a Fujimori, así como que no es irregular que no haya declarado su propiedad.

Lay, a través de su vocera de prensa, aseguró a este medio que daría una conferencia de prensa al mediodía para sentar una nueva posición sobre este caso, pero la misma nunca se realizó.

A ÉTICA
Por su parte, el congresista Sergio Tejada, miembro de la Comisión de Ética Parlamentaria, coincidió con Abugattás en que la denuncia debe ser vista en este grupo de trabajo y en la subcomisión de acusaciones. Precisó que el grupo que integra debe iniciar de oficio una investigación.

El parlamentario consideró que el Congreso debe dar un trato igualitario a todos los congresistas y no discriminarlos dependiendo a qué bancada pertenecen o si sus casos ya están judicializados.

Puso como ejemplo las sanciones impuestas a sus correligionarios Amaro Romero y Walter Acha a quienes se les impuso una suspensión de 120 días, a pesar de que este resultó exculpado.

En otro momento, Tejada tildó como “una locura” que Fujimori hijo pretenda acusar al gobierno de estar detrás de su caso y dijo que es una defensa facilista. “En el país no se aplican prácticas fujimontesinistas que quedaron en el pasado”, dijo al acotar que este debe hacer sus descargos.

Por su parte, el activista de derechos humanos Ronald Gamarra tildó de exageradas las palabras del parlamentario y dijo que este le da un uso político al tema, que debe ser investigado para encontrar a los responsables.

Para el exfiscal supremo Avelino Guillén, la denuncia que involucra al menor de los Fujimori constituye un reto para el Ministerio Público. “La Fiscalía tendrá que investigar con absoluta independencia, sin ser objeto de ningún tipo de presión. Es un hecho de contenido policial que corresponde a una investigación profunda por parte del titular de acción penal que el Ministerio Público designe, con el respaldo de la Policía Nacional, a través de sus organismos especializados, como es el caso de la Dirandro”, dijo.


Vilma Escalante
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD