Guerra sucia hasta el final

La guerra sucia contra la alcaldesa de Lima, Susana Villarán, continuó hasta ayer, pasando por alto las restricciones fijadas por las normas electorales, según denunció el regidor limeño Sigifredo Velásquez.

| 17 marzo 2013 12:03 AM | Política | 1.2k Lecturas
Guerra sucia hasta el final
Los revocadores pretenden culpar a Villarán hasta del aumento del caudal del río Rímac e inventan desastres.

Más datos

Están desesperados 

La presidenta de la Confederación General de Trabajadores del Perú, Carmela Sifuentes, dijo a este diario que las acusaciones de los revocadores provienen de gente ignorante que hace guerra sucia porque no tiene argumentos y además porque está desesperada.
1202

El concejal dijo a LA PRIMERA que la guerra sucia de los promotores de la revocación de la alcaldesa tomó varias formas en los últimos días y llegó al extremo de echarle la culpa del aumento del caudal del río Rímac.

“Están desesperados porque saben que están perdiendo. El río Rímac, que efectivamente ha subido su caudal, no ha afectado ni va a perjudicar a las obras de Vía Parque Rímac, pero los revocadores le han querido echar la culpa a Villarán, quien nada tiene que ver en el asunto. El excalcalde Castañeda y sus funcionarios han estado ocho años en el gobierno municipal y no hicieron nada por los ríos y tampoco por lo puentes”, subrayó.

Velásquez indicó que el aumento del río Rímac es natural en esta época del año y se da en todos los ríos que surcan la costa peruana.

“Es absurdo y hasta ilógico que digan que la alcaldesa es responsable del incremento del caudal del río. Eso es lo que inventan los medios de comunicación que apoyan a los revocadores”, manifestó.

El regidor aclaró que la gestión municipal está trabajando y ejecutando un programa integral de mantenimiento de puentes, no solo en el centro de Lima sino desde Chosica como una manera de evitar desbordes o desgaste de estructuras.

AUMENTO CONTROLADO
Explicó que es falso que el río Rímac haya destruido las obras de Vía Parque Rímac, porque las estructuras que han quedado bajo el agua están diseñadas para resistir inundaciones, y porque esa eventualidad está prevista en el plan de contingencia.

El regidor afirmó que el teniente alcalde Eduardo Zegarra estuvo a cargo, desde noviembre, de dirigir y fiscalizar la limpieza del Rímac, desde Chosica, Chaclacayo y Ñaña, para evitar desastres, y ha realizado bien su labor.

La autoridad municipal remarcó que la afectación de las laderas y de los puentes es “producto de las malas políticas de los gobiernos municipales anteriores que no han querido cuidar el medio ambiente ni limpiar el cauce del río para que no aumente”.

“La gestión de Castañeda fue la más nefasta porque permitió el incremento de la contaminación por el caos del transporte urbano y la emanación de gases tóxicos, lo que también afecta el sistema cíclico del agua”, enfatizó.

La empresa Lamsac, concesionaria de Vía Parque Rímac, informó que la obra en el túnel que forma parte del proyecto no ha sufrido ningún daño debido a la crecida del caudal del río Rímac.

“En la actualidad y hasta que acabe la temporada de lluvias, no se están realizando obras en el cauce del Rímac. Éstas se reanudarán cuando termine la temporada de lluvias y el cauce haya disminuido”, precisa un comunicado de Lamsac.


Javier Solís
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD