Fuerza de choque

El presidente Alan García tomó juramento ayer al tercer gabinete ministerial de su segundo gobierno y dijo que será un gabinete para poner orden (ante las protestas) y de inclusión social. Este nuevo grupo de ministros está presidido por el chiclayano Javier Velásquez, furibundo aprista, quien sucede en el cargo a Yehude Simon y quien en sus primeras declaraciones acató sin chistar la consigna impartida por García. “La prioridad de este gabinete será poner orden”, dijo.

| 12 julio 2009 12:07 AM | Política |1k Lecturas
Fuerza de choque
El primer objetivo que debe cumplir el gabinete apristón es frenar las protestas.
El presidente García ordena a nuevo gabinete poner orden ante las protestas.

Más datos

JUSTICIA
Mal Pastor
El flamante ministro de Justicia, Aurelio Pastor, es uno de los apristas más confrontacionales. El presidente García lo utiliza cada que quiere enfrentarse a alguien. Es irascible e impulsivo y en las últimas semanas se lanzó contra el presidente del Poder Judicial y, hace sólo unos días, casi golpea a un congresista de la oposición.

DEFENSA
Rey volvió
Rafael Rey vuelve al gabinete luego de ser el embajador en Italia. No tiene experiencia para el cargo para el cual fue asignado. Cuando fue ministro de la Producción incurrió en una serie de irregularidades.

AGRICULTURA
Alfonso de Córdova
Es ingeniero agrónomo arequipeño. Durante el primer gobierno aprista se desempeñó como presidente del directorio de la Sociedad Eléctrica de Arequipa, presidente del Proyecto Majes y miembro del directorio del Banco Industrial del Perú.

TRABAJO
Manuela García
Se desempeñaba como directora nacional de relaciones de trabajo del Ministerio de Trabajo. Su función era conciliar entre empresas y los trabajadores. Los casos más conocidos en los que intervino fueron los de Yanacocha y Southern Perú.


COMERCIO EXTERIOR
Martín Pérez
Fundamentalista neoliberal, legislador de Unidad Nacional. Amigo del ministro Rafael Rey. Ligado estrechamente al Grupo Romero y a poderosos intereses mineros.
1069  

García nombró ministro de Justicia a Aurelio Pastor, un congresista aprista de su confianza y confrontacional como Velásquez, en reemplazo de Rosario Fernández, justo en un momento en que el gobierno ha iniciado la persecución judicial contra dirigentes nativos y en pleno escándalo por la excarcelación del ex ministro aprista Rómulo León. En el sector Interior el general Octavio Salazar relevó a Mercedes Cabanillas, sindicada como responsable política de la muerte de policías y nativos en Bagua.

“El primer gabinete fue para mantener el crecimiento económico y la austeridad, el segundo para luchar contra la corrupción y la pobreza, y este tercer gabinete viene a poner orden social (…), pues el conflicto ideológico es mayor y la agitación crece perturbando a los hogares, ya se asoman los espíritus electorales, pero ustedes sabrán poner orden y alcanzar la inclusión social”, afirmó García quien, además, dijo esperar que este es el último de los gabinetes de su mandato, que termina en julio de 2011.

Minutos antes de la ceremonia de juramentación, el presidente García reunió a los ex presidentes del Consejo de Ministros, Jorge del Castillo y Yehude Simon, ambos retirados del cargo tras protagonizar sendas crisis políticas.

Además del ingreso de Velásquez al gabinete hay otros seis cambios. Carlos Leyton deja la posta a Alfonso de Córdova en el Ministerio de Agricultura. Regresa al gabinete Rafael Rey, ahora en la cartera de Defensa, en reemplazo de Antero Flores-Aráoz. Mercedes Aráoz se muda al Ministerio de la Producción por Elena Conterno, y el congresista Martín Pérez, de Unidad Nacional, se hará cargo del Ministerio de Comercio Exterior. La salida más inesperada fue la de Jorge Villasante de la cartera de Trabajo. En su lugar ingresó Manuela Esperanza García.

Fueron ratificados el canciller, José Antonio García Belaúnde; el titular de Educación, José Antonio Chang; el ministro de Economía, Luis Carranza; el de Salud, Óscar Ugarte; el de Energía, Pedro Sánchez. Los dos últimos entraron con Simon, al igual que Ugarte y Carmen Vildoso, quien dejó el Ministerio de la Mujer el mes pasado, ante las trágicas muertes de Bagua.

También siguen en el gabinete los ministros de Transportes, Enrique Cornejo, y de la Mujer, Nidia Vílchez, ambos comprometidos en la venta del aeródromo de Collique, y Vivienda, Francis Allison, recientemente nombrado.

El flamante premier Velásquez ha sido acusado de vinculaciones con el Grupo Oviedo, propietario de la azucarera Pomalca, y con las mafias azucareras que actúan el norte del país. Como presidente de la Comisión de Fiscalización del Congreso impulsó la Ley de Contraloría con la intención de facilitar el nombramiento de Genaro Matute, quien no cumplía los requisitos para asumir el cargo. La designación de Velásquez revelaría, según analistas políticos, que García no pudo conseguir a alguien que ponga en juego su prestigio.

La gestión de Velásquez comenzó ayer con un tumulto de apristas que a empujones pugnaban por saludar a los flamantes ministros, mientras algunos policías asistentes a la ceremonia auguraron que ese desorden será el rumbo de la gestión del nuevo primer ministro.

Marcelo Puelles
Redacción

Loading...



...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Diario La Primera ha escrito 125390 artículos. Únete a nosotros y escribe el tuyo.