El Perú necesita una nueva clase política con honestidad y capacidad

Cada día que pasa en Perú la incertidumbre agobia a la ciudadanía. Pareciera que la prensa no dice las cosas tal como son. Evita tocar los aspectos trascedentales y usa sus medios para destacar la delincuencia, los escándalos faranduleros, y los ataques politicos.

| 17 noviembre 2015 07:11 PM | Política | 4k Lecturas
El Perú necesita una nueva clase política con honestidad y capacidad
El Perú necesita una nueva clase política con honestidad y capacidad
Por Addhemar H.M.
4046

Por otro lado se mantiene desinformado al público acerca del futuro económico, de los planteamientos politicos –de los candidatos- para acometer los grandes problemas del país, pero si abundan los temas sobre fútbol, acerca de los programas de televisión “basura” y otros que realmente ya preocupa.

Tímidamente se esboza el concepto de traición a la patria –por la posibilidad que los nacionalistas habrían recibido dinero de un país como Venezuela- lo que posibilitaría una sujección en asuntos internacionales a la voluntad del presidente de ese país.

Asimismo este fin de semana los rumores sobre la preparación de un supuesto golpe de estado, planeado por el propio gobierno, han sido fuertes.

Mirando la situación, desde una perspectiva seria, todo esto no hace sino generar un clima de inestabilidad, que sumado a las cada vez más ciertas perspectivas de deterioro económico y de inestabilidad social –tipo Conga, Tía María, Las Bambas, etc.- generan retracción de la inversión privada que busca circunstancias estables para ello. Ojo que se puede presentar disminución del empleo estable, imposibilidad de seguir sosteniendo artificialmente el cambio del dólar, retracción económica y de allí al caos social estaríamos a un paso.

Con un gobierno evidentemente cuestionado e incapaz, un Congreso timorato, un Poder Judicial que según encuestas ofrece desconfianza, los gobiernos regionales y locales casi inoperantes, podríamos decir que el Perú anda a la deriva y que estos últimos años se desperdició las oportunidades. Una real pena, en especial para nuestros hijos y nietos que podrían –nuevamente- toparse con falta de oportunidades gracias a malos gobernantes y a la clase política de bajo nivel y corrupta en un porcentaje apreciable.

Basta ya de engañar a los peruanos. Basta ya de traficar con sus esperanzas. Es tiempo que surga una nueva clase política honesta, con principios y valores. Gobernantes inteligentes, con experiencia y que trabajen con soluciones realmente técnicas en beneficio del país.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | |


Fuente: > Addhemar H.M.
La Primera Digital

La Primera Digital

La Primera Digital

Colaborador 9324 La Primera Digital