El 50% de alcaldes PPC son tránsfugas

De acuerdo al conteo de votos, la alianza del Partido Popular Cristiano (PPC) y Unidad Nacional (UN) habría alcanzado la victoria en trece alcaldías distritales de Lima Metropolitana, lo que generó la algarabía de sus dirigentes y alimentó su táctica de presentarse como ganadores en la capital; pero el resultado está lejos de representar un triunfo indiscutible como pretenden hacer creer Lourdes Flores Nano y buena parte de la prensa.

Por Diario La Primera | 07 oct 2010 |    
El 50% de alcaldes PPC son tránsfugas
Alcaldes tránsfugas rodean a la candidata pepecista Lourdes Flores.
Pese a que Lourdes Flores se ufana de la larga trayectoria partidaria, muchos de sus candidatos provienen de otros frentes o partidos.

Pero no todos son convencidos militantes del PPC, pues tenemos el caso de José Huamaní, virtual alcalde de Surquillo, quien anteriormente se desempeñó como regidor de Vamos Vecino, agrupación utilizada por el fujimorismo para imponerse en las cuestionadas elecciones municipales de 1998.

Otro caso es el del ex entrenador de la selección peruana, Freddy Ternero, quien fue elegido alcalde de San Martín de Porres en las elecciones del año 2006 por Somos Perú, Ternero renunció luego a ese partido y para buscar la reelección se enroló en el PPC.

Otros alcaldes electos por el PPC, que antes militaron en otros movimientos, son el reelecto en La Victoria, Alberto Sánchez Aizcorbe, y el regidor de San Borja, Marco Álvarez.

El primero perteneció, entre los años 2001 y 2004, a Perú Posible, ejerciendo el cargo de coordinador de personeros. En 2006 fue elegido alcalde de La Victoria, pero ya como integrante de Unidad Nacional, alianza a la que pertenece el PPC. Las cifras oficiales aseguran su reelección.

Álvarez sería elegido alcalde de San Borja luego de ejercer el cargo de regidor en dos períodos consecutivos. Primero por el movimiento “Valores Perú”, entre los años 2003 y 2006; y luego por “Democracia con Valores”.

Pero el ejemplo más pintoresco es el de Carlos Burgos. Él fue elegido alcalde de San Juan de Lurigancho por Unidad Nacional, luego renunció a esta alianza y se unió a la agrupación de Alex Kouri, Cambio Radical. Incluso fue acusado de impedir un mitin del partido de Lourdes Flores, en el que los serenos del distrito agredieron a los militantes de ese partido.

A las pocas semanas, Burgos renunció a Cambio Radical para volver al PPC, como si fuera el hijo pródigo. De acuerdo al conteo de votos, tiene un amplio margen de ventaja frente a otros candidatos.

Por Fernando Pinzás
Redacción

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.