Caso BTR: Del Castillo entra en contradicciones ante fiscal

El ex premier Jorge del Castillo se vio en aprietos durante el interrogatorio en la Fiscalía en el marco de la investigación sobre su presunta intervención para favorecer a petrolera Monterrico, de propiedad de su amigo Julio Vera Gutiérrez.

Por Diario La Primera | 18 jul 2010 |    
Caso BTR: Del Castillo entra en contradicciones ante fiscal
Del Castillo dejó dudas acerca de su verdadera intervención en el otorgamiento de beneficios a petrolera.
Vínculos con petrolera Monterrico de su amigo Vera Gutiérrez lo ponen contra la espada y la pared. Niega lobby, pero admite que intercedió cuando era premier.

Más datos

La fiscal de la Nación, Gladys Echaíz, interrogará en los próximos días a Daniel Saba, presidente de Perú Petro, y al ex directivo de Petroperú, Alberto Químper, hoy procesado por presuntos actos de corrupción. Estos personajes habrían actuado a favor de petrolera Monterrico por encargo de Jorge del Castillo.

Del Castillo entró en contradicciones, quien según fuentes del Ministerio Público, dejó dudas acerca de su verdadera intervención en el otorgamiento de beneficios a la referida petrolera para la explotación de lotes en el norte del país y para la rebaja de regalías.

Del Castillo dijo en un primer momento a la fiscal Flor de María Alva que jamás conoció que existía un proyecto de ley en el Congreso que buscaba favorecer a la empresa de explotación de petróleo, pero luego admitió que sí conversó telefónica y personalmente con Julio Vera Gutiérrez, quien le expuso la situación de su empresa.

También reconoció que conversó con funcionarios de Petroperú, entre ellos Alberto Químper, para darles a conocer las inquietudes de Vera Gutiérrez. Sin embargo, dijo que esto no fue un lobby sino un apoyo absolutamente circunstancial y desinteresado.

Este último argumento de Del Castillo se contradice con su reconocimiento de que pudieron ser varias las ocasiones que intervino para apoyar a petrolera Monterrico.

A pesar de esto, durante su declaración insistió que se trataba de un pedido para que la petrolera se acogiera a los beneficios de una ley que reducía el porcentaje de regalías por pagar.

Aunque trató en todo momento de deslizar la idea de que fue Alberto Químper, hoy procesado por corrupción, quien armó un lobby tomando su nombre a favor de la empresa petrolera, Del Castillo no ha podido negar que fue él quien le pide primero a Químper ayudar a la citada empresa. La Fiscalía interrogará la siguiente semana a Químper.

Contra Giannotti
El ex premier acusó a Giselle Giannotti, ex ejecutiva de la empresa de interceptación telefónica Business Track de estar actuando por encargo de terceros para perjudicarlo políticamente y para desestabilizar a este gobierno. Señaló que ella miente cuando dice que los USB que le incautaron y que luego desaparecieron contenían grabaciones comprometedoras de sus conversaciones.

Insistió en que Giannotti no ha dado una sola prueba de que sus USB tenían conversaciones suyas y que ninguno de los procesados del caso Business Track ha referido que haya interceptado sus diálogos telefónicos.

El suspendido secretario general del Apra también entregó una serie de documentos respecto a la permuta de propiedades que hizo precisamente con Julio Vera Gutiérrez, a fin de que este último le entregue un lujoso departamento en San Isidro a cambio del suyo en Surco. Al respecto la Fiscalía decidió auditar dicha transacción con especialistas en la materia.

Según las fuentes del Ministerio Público, Del Castillo podría volver a ser citado. Esto estará en función de los resultados de las investigaciones que dirige la fiscal Echaíz.

Investigación policial
Este es el documento que Inspectoría de la Policía Nacional envió al Poder Judicial solicitándole técnicos informáticos y su programa En Case Forense, a fin de revisar las computadoras de la Dirandro donde presumiblemente se manipularon y desaparecieron todas las pruebas que incriminaban a Jorge del Castillo.

El programa informático podrá extraer en un registro todos los procesos que se hayan realizado en esas computadoras, con lo cual se podría establecer si allí se manipularon los USB de Giselle Giannotti que contenían, según ella misma ha declarado, información comprometedora para Del Castillo.

Aunque este diario reveló que el borrado de los USB que afectaban al ex primer ministro pudieron ser borrados en la computadora portátil del comandante Raúl del Castillo Vidal, quien estuvo a cargo de la incautación de los bienes de Giannotti, esa laptop no podrá ser revisada debido a que el oficial ha dicho sorprendentemente que la vendió en el mercado negro de Las Malvinas.

Las capitanas Ruth Tenicela y Rocío Portocarrero, quienes también intervinieron en la incautación de bienes a Giselle Giannotti, han confirmado en la comisión investigadora del Congreso que el comandante Del Castillo sí utilizó su laptop dentro de la habitación de la procesada donde estaban los USB.

También refirieron que esa computadora no fue utilizada para ver discos CD como lo manifestó el comandante, ya que estos fueron observados en un reproductor de discos que estaba en la propia habitación de Giannotti.

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.