Así se portará si toma la Católica

Advierten que virtual veto de cardenal Juan Luis Cipriani al prestigioso sacerdote Gastón Garatea es un adelanto de lo que pasará en la universidad si el jerarca eclesiástico llega a controlarla.

| 13 mayo 2012 12:05 AM | Política | 2.2k Lecturas
Así se portará si toma la Católica
Cardenal demostró su intolerancia.
2272

La represalia del cardenel Juan Luis Cipriani contra el prestigioso sacerdote Gastón Garatea es un adelanto que lo que vivirá la Universidad Católica si el sector eclesiástico conservador se impone en el conflicto por el control de ese centro de estudios superiores, advirtieron ayer conocedores del problema.

Opiniones en tal sentido expresaron la presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica (Fepuc), Sigrid Bazán, y el exparlamentario y profesor principal de esta casa de estudios, Henry Pease.

Ambos declararon a LA PRIMERA sobre la decisión del Arzobispado de Lima de no renovar la licencia ministerial al sacerdote Gastón Garatea, lo que le impide oficiar misa y dar la comunión, y la sugerencia de Cipriani para que el religioso deje de asesorar a la Universidad Católica en temas de responsabilidad social.

Estas acciones contra Garatea, exintegrante de la Comisión de la Verdad y Reconciliación y expresidente de la Mesa de Concertación de Lucha contra la Pobreza, ocurrieron luego que el sacerdote expresara estar a favor de la unión civil entre homosexuales y se deberían también a otras opiniones sobre temas como el celibato y la píldora del día siguiente.

Bazán dijo que esta acción del Arzobispado y Cipriani “es un adelanto de lo que puede pasar en la universidad” si estos sectores llegan a controlarla. “Esta es una muestra de la forma en que el cardenal actúa, es inevitable vincular lo que hace con la actitud que tiene en el conflicto de la Católica”, señaló.

Agregó que no es la primera vez que suceden estas cosas en la universidad, pues recordó que el primer vicepresidente de la Conferencia Episcopal Peruana, monseñor Javier del Río Alva, pidió hace tiempo que retiren a siete profesores por su posición a favor de la píldora del día siguiente.

Por su parte, Henry Pease indicó que todo esto “es una prueba pública” de lo que hará el Arzobispado si toma el control de la Universidad Católica. Recordó que en un artículo que escribió en un diario local, en defensa de un sacerdote que Cipriani suspendió por un tema parecido, advirtió sobre las acciones que tomaría el cardenal si llega a asumir el mandato de este centro de estudios. “Es una tragedia para los católicos de Lima tener a un cardenal así”, afirmó.

QUERIDO EN LA UNIVERSIDAD
Bazán y Pease coincidieron en afirmar que Garatea es valorado en la Universidad Católica por su labor en la Asesoría de Responsabilidad Social de la casa de estudios, en defensa de los más necesitados.

“Es muy querido por la universidad, ha hecho una labor que es reconocida en cuanto a la lucha contra la pobreza”, afirmó Bazán; mientras que Pease dijo que el sacerdote “tiene un enorme liderazgo” y le aconsejó no hacer caso a la sugerencia de Cipriani de alejarse de la universidad, porque sostuvo que el cardenal “no tiene atribución para limitar funciones”.


Víctor Liza Jaramillo
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD