Apristas podrían dejar vacía la caja fiscal

La aprista Tula Benites fue desaforada del Congreso el año 2007, en pleno segundo gobierno de su jefe García, por pagar con recursos del Estado un sueldazo a su compañero de partido que nunca prestó servicios al Parlamento Nacional. Es decir era un empleado fantasma. El caso era parecido al que hoy afronta el congresista de Solidaridad José Luna. Ese es el nivel en que estamos en la política peruana.

| 11 octubre 2015 02:10 AM | Política | 1.7k Lecturas
Apristas podrían dejar vacía la caja fiscal
Apristas podrían dejar vacía la caja fiscal
García estaría tras reclamo de exparlamentaria Tula Benites, que insiste en cobrar al Estado 2.5 millones de soles
1703

El beneficiado por la cuestionada excongresista fue el aprista Juan Carlos Cuadros Noriega, quien nunca laboró en el Congreso, pero sí cobraba puntualmente su sueldo con la tarjeta que Tula hizo que la administración del Poder Legislativo le entregara.

Para Tula no fue difícil conseguir que Cuadros ingrese a la planilla del Parlamento, pues en ese entonces la presidenta de ese poder del Estado era su compañera de partido, Mercedes Cabanillas, a quien después García la nombró ministra del Interior.

El aprista Cuadros cobraba por intermedio de otra persona en los cajeros automáticos de Trujillo.

Como suele ocurrir en nuestro país, la Corte Suprema absolvió de culpa a la exparlamentaria, quien ahora ha anunciado que cobrará 2.5 millones de soles al Congreso por daños y perjuicios.

En los predios apristas aseguran que Tula Benites logrará su propósito porque tiene el apoyo de García, y la excongresista ha señalado entre sus amistades que si no cobra en lo que resta de este gobierno, tiene la seguridad que su objetivo se plasmará en un eventual tercer mandato de su jefe García en el 2016.

De que García apoya a Tula Benites no hay duda. Cuando estalló el escándalo en el 2007, el entonces presidente la defendió a capa y espada. Puso las manos al fuego por ella así como lo hizo por Facundo Chinguel, su cajero en el caso de los narcoindultos.

Toda la bancada aprista de entonces también hizo causa común con la compañera de partido, que era sobrina del expresidente de la Corte Suprema, Walter Vásquez Vejarano, de profunda vinculación con el Apra.

Pero finalmente Benites fue desaforada porque las pruebas en su contra fueron irrefutables.

El presidente del Congreso, Luis Iberico, y otros congresistas han señalado que harán todo lo posible para impedir que la aprista Tula Benitez se salga con la suya.

Yeude Simon manifestó que el pedido de la aprista es una vergüenza para la institucionalidad del país, tras lamentar que el Poder Judicial exculpara a Benites.

Ana Jara de Gana Perú, también condenó el hecho y califico la solicitud de absurda y señaló que no es posible que alguien pueda magnificar el daño moral. Sería un pésimo precedente, dijo.

¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.



La Primera Digital

La Primera Digital

La Primera Digital

Colaborador 9324 La Primera Digital