“Alan García me va a conocer... Lo voy a destruir”

Dice el procesado y antiguo amigo del expresidente. Rómulo León, recluido en el penal San Jorge, reitera que líder aprista ha manchado su honra al llamarlo “rata”.”García usó todo su poder para tenerme encerrado”, asegura.

| 25 setiembre 2011 12:09 AM | Política | 6.3k Lecturas
(1) Dice que carece de dinero y que ahora solo tiene un abogado de oficio. (2) León también da a entender que el expresidente García se hizo rico.

Más datos

-¿Por qué entonces García no va al juicio de BTR?
-Porque es un (forma una figura circular con sus dedos índice y pulgar)... Se muere de miedo.

CITAS DE LEÓN

- No hubo nada irregular en la concesión de los lotes. Los periodistas han hecho un escándalo y García, que tiene rabo de paja, tuvo miedo de verse involucrado y nos metió presos.

- Tres años en prisión y no tengo sentencia, pero sí tengo procesos por cada email encontrado en mi computadora: 30 procesos investigatorios en mi contra. ¡Me han cagado, hermano!

- Solo sé que (García) tiene un BMW negro y una casa en Las Casuarinas, entre otras cosas,… me comprendes, ¿no?

- García usó todo su poder que tenía en el Poder Judicial para tenerme encerrado. Yo ya hablé sobre él, y ya dije que nuestra amistad acabó para siempre, se murió. Yo no voy a ir andando, diciendo de él esto o lo otro. Pero García me va a conocer. Le voy a responder políticamente cuando salga. Lo voy a destruir.
6340

LA PRIMERA visitó hace unos días al procesado por el caso Petroaudios Rómulo León, recluido en el Penal San Jorge, y pudo arrancarle algunas palabras sobre su situación legal.

León asegura que todo fue legal en la licitación del 10 de setiembre del 2008, en el que Petroperú adjudicó 5 de 20 lotes a Discover Petroleum. Añade que está encarcelado por el escándalo mediático de los “petroaudios” y el otrora poder del expresidente Alan García, de quien prometió vengarse por haber destruido su honra al haberlo llamado “rata”, aunque esperará el momento para hacerlo.

Sin embargo, antes de aprovechar ese poco tiempo que nos otorgó para hablar en medio de un pasadizo del penal, dijo amenazante: “Yo odio a todos los periodistas de LA PRIMERA, lo digo en serio, solo me caen bien sus fotógrafos porque me toman buenas fotos”.

-¿Por qué ahora no tiene abogado?
-Porque no tengo plata. Se acercan varios abogados que piensan que les puedo pagar miles de dólares, pero ahora solo tengo un abogado de oficio.

-¿Pero a (Eduardo) Roy Gates no le pagaba bien?
-Él me defendió por amistad y compromiso. Al papá de Roy, que me defendió en un principio, sí le pagábamos, pero luego su hijo asumió mi defensa porque cree en mi inocencia y se comió el pleito. Ahora Ollanta me lo ha quitado.

- Roy Gates desde el Ejecutivo podría influir en una sentencia favorable
- Ni lo veo, ni me viene a visitar, además porque no puede. No hay modo.

-Usted alega inocencia a pesar de todos los audios difundidos
-En los audios no hay nada. La prueba de mi inocencia es que desde octubre del 2008 me investigan y hasta ahora no tengo acusación fiscal. Tres años en prisión y no tengo sentencia, pero sí tengo procesos por cada email encontrado en mi computadora: 30 procesos investigatorios en mi contra. ¡Me han cagado, hermano! Pero de eso no habla la prensa, de esa injusticia, solo del escándalo que armó Petrotech previo pago a (Giselle) Giannotti, para chuponearnos porque tenían miedo de los noruegos. Un escándalo que salpicó a todos. Se les fue la mano porque no imaginaban que habría cárcel.

-¿Y el faenón petrolero?
-No hubo nada irregular en la concesión de los lotes. Los periodistas han hecho un escándalo y García, que tiene rabo de paja, tuvo miedo de verse involucrado y nos metió presos. Los noruegos (Discover Petroleum) ganaron (en la licitación) porque ofrecieron pagar mayores regalías que los otros. Ganaron en cinco de los veinte porque ofrecieron más y ningún postor se quejó; pero por culpa de García, que anuló esa licitación, Discover va a reclamar en algún momento porque ellos siguen pagando la fianza. Los noruegos pueden en el futuro demandar al Estado. Ustedes no quieren entender que esa licitación era para explorar junto a Petroperú, no para explotar, y pensaban invertir dos mil millones de dólares para explorar, es decir, que arriesgaban mucho. Los noruegos eran buenos. Además, era imposible intervenir en el comité de licitación que era técnico. No había forma. Por eso la Fiscalía no me puede acusar.

-Si todo fue legal, como dice, ¿por qué desaparecen en la etapa policial y judicial los audios de las conversaciones de los ministros de García con ustedes?
-Yo no sé si había audios de los ministros. Los únicos con los que conversaba era con Carlos Vallejos y (Hernán) Garrido Lecca.

-¿Con (Luis) Nava y (Jorge) Del Castillo?
- Con Nava conversé muy poco y con Del Castillo yo no conversaba por teléfono. Del Castillo no sabía nada de los lotes petroleros, no tuvo nada que ver.

-¿Por qué entonces García no va al juicio de BTR?
-Porque es un (forma una figura circular con sus dedos índice y pulgar)... Se muere de miedo.

-¿Se hizo rico, entonces, García como dice Alberto Químper?
-No lo sé. Solo sé que (García) tiene un BMW negro y una casa en Las Casuarinas, entre otras cosas,… me comprendes, ¿no?

-Niega, entonces, que usted aprovechaba su amistad con los ministros de García para favorecer a Fortunato Canaán (empresario dominicano) en sus planes.
- Mi trabajo era de relacionista público de Canaán. Yo solo presento a Canaán ante los ministros y les digo que él quiere invertir en el país. Nada más. Ese solo era mi trabajo por el que me pagaba cinco mil dólares mensuales. Yo estaba tranquilo con ese trabajo ya que aseguraba mi futuro. No quería más. Yo estoy preso porque (Alberto) Químper es un bocón. Hablaba en unos términos que hacen pensar que había algo sucio: faenón, operar, honorarios, pero así es él.

-¿Entonces, por qué Canaán, como usted dijo, una vez que bajaba del avión, quería siempre conversar con Del Castillo?
-Porque le gustaba rodearse de gente importante, de los ministros, y claro, con el premier Del Castillo, para ufanarse. Yo me peleo con Canaán en mayo del 2008 y aún no había ningún expediente de los hospitales, así que tampoco tuvo algo que ver en el concurso de los lotes petroleros porque eso fue en setiembre del 2008.

- ¿De qué hablaban García y Canaán cuando se reunían?
- Yo no participé en esas reuniones que fueron dos o tres. Canaán solo me dijo que García lo había tratado bien.

-Su versión es diferente de la de Químper que asegura que los ministros estaban al tanto de todo
-Él sí puede hablar porque está tranquilo en su casa. Yo estoy acá todavía, pero ya se dará el momento.

-¿Qué piensa ahora de García?
- García usó todo su poder que tenía en el Poder Judicial para tenerme encerrado. Yo ya hablé sobre él, y ya dije que nuestra amistad acabó para siempre, se murió. Yo no voy a ir andando, diciendo de él esto o lo otro. Pero García me va a conocer. Le voy a responder políticamente cuando salga. Lo voy a destruir.

- ¿Cómo, políticamente?
-En el partido lo voy a confrontar. Ese concha... ha cagado el Apra, ha cagado a todos, a mi familia, mi honra. Toda mi familia es aprista. No sabes el daño que ha hecho a mi familia y a mi honra. Por culpa de ese concha... solo cuatro congresistas ha sacado ahora el Apra. Ha destrozado el partido.

-Pero si a usted lo han expulsado del partido
-El Apra no está en Alfonso Ugarte, ¿comprendes? A García le han increpado por todo lo que ha hecho conmigo y él ha reconocido en privado que se excedió con nosotros porque no había nada.

-O sea que García ahora cree en su inocencia.
- No lo sé, y si así lo creyera no lo va a decir públicamente.

-Usted dice cuando salga… y ¿si no sale de prisión?
-No puedo ser condenado. No hay nada contra mí.

- ¿Y si no sale?
-Pues, me cago,… (se queda callado, quiere irse).

-Solo una pregunta más, ¿Tuvo usted alguna relación sentimental con “Cuqui” Cheesman (pareja extramarital de García)?
- ¿Pendejo eres, no? Te quieres aprovechar de mis ganas de hablar (ahora sonríe). Yo no hablo de mujeres (se va).


Procesado dice que expresidente ha dañado a su familia y a su honra
Fueron grandes amigos, pero las cosas cambiaron
Nació el 7 de octubre de 1946 en Trujillo. Estudió sociología en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y Planificación del Desarrollo Regional en Londres, Inglaterra. Se casó con Cecilia Romero, con quien tiene 3 hijos que son Luciana, actualmente congresista del Apra, Rómulo y Cecilia.

Fue secretario de la Juventud aprista del departamento de La Libertad en 1963. En 1985, fue elegido diputado por Lima. El 15 de mayo de 1988 fue nombrado ministro de Pesquería, cargo que dejó en medio de acusaciones el 12 de mayo de 1989 y volvió a ocupar su curul. Fue muy cercano al presidente Alan García.

En el 2008 se vio envuelto en el escándalo de los “petroaudios”. El 6 de octubre de 2008, el procurador del Ministerio de Energía y Minas, Francisco Vásquez de Rivero, y el viceministro de Justicia, Erasmo Reyna, pidieron al Ministerio Público que solicite la detención preventiva de León Alegría, Alberto Químper, mientras duren las investigaciones por estos hechos.

Ese escándalo provocó la renuncia del Gabinete del entonces premier Jorge Del Castillo en pleno y León Alegría fue expulsado definitivamente del partido Aprista. El 19 de agosto del 2011, éste acusó a la empresa Petrotech de haber ordenado el “chuponeo” a sus comunicaciones, a través de la empresa BTR representada por la procesada Giselle Giannotti.

León Alegría también contó que Alan García sostuvo varias reuniones con Fortunato Canaán y expresó su malestar con el exmandatario aprista por las declaraciones que hizo cuando salió a la luz el escándalo del caso “petroaudios”.

“Mi amistad con Alan García terminó cuando me llamó rata. Mientras Alan me insultaba, alguien desde Palacio de Gobierno me llamó para decirme que estaban pidiendo mi detención”, aseguró.


Henry Campos
Redacción

¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


En este artículo:


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD