No detienen a violador por falta de orden

Un depravado joven ultrajó a tres menores de 7, 10 y 11 años en una vivienda de San Martín de Porres. Lo singular es que el supuesto violador se encerró en su casa y la Policía montó guardia para detenerlo, pues no se expedía la orden. Mientras, se rescató a los niños.

Por Diario La Primera | 07 nov 2009 |    
No detienen a violador por falta de orden
Justicia a paso de tortuga.

El aborrecible hecho ocurrió en el inmueble ubicado en la Mz O, lote 4, sector Condevilla, del referido distrito, cuando Olga Ramírez, madre de dos de los menores salía a trabajar y dejaba la llave y el cuidado de sus hijos a su vecina y madre de Paolo Yangayi Curria (20), quien aprovechando la escasa vigilancia sometía a los niños.

Según el testimonio de dos de los menores, las vejaciones de las que eran víctimas las sufrían hace más de un año, por lo que decidieron contarle todo a su progenitora.

La Policía llegó hasta la casa del violador, que vive frente al inmueble de sus víctimas. Por orden del fiscal trasladaron a los menores al médico legista y sugirieron la entrega de Yangayi Curria, pues no contaban con una orden de arresto. Hasta la noche esperaban la documentación para proceder al arresto.

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.