Ministro no puede con Lurigancho

Después de conocerse las “parrandas” y fiestas que se arman dentro del penal de máxima seguridad “San Pedro” en Lurigancho, el Ministro de Interior Octavio Salazar reconoció el caos y falta de control que impera en este centro penitenciario.

Por Diario La Primera | 02 oct 2009 |    
Ministro no puede con Lurigancho
Reconoce el problema.
El ministro aseguró que este problema se produce debido a la sobrepoblación que hay en el centro penitenciario, pues confirma que habitan más de 10,000 reos, a pesar que su capacidad es para 1,800 internos. “Si ingresara una persona por interno, imagínense lo que tenemos que revisar. No estoy justificando lo que pasó, pero deben saber lo bueno y lo malo que ocurre en está cárcel”. También indicó que por estos actos “rodarán cabezas” de los responsables directos o indirecto, quienes permitieron la realización de celebraciones con alcohol, droga y hasta orquestas.

“Si hay que cortar cabezas, se hará. Hay un proceso de investigación que se ha iniciado. El director general ha dispuesto que el inspector general se aboque a estas tareas de investigación” indicó Salazar. Como se recuerda, informes periodísticos dieron a conocer las fiestas que realizaban los internos todos los fines de semana, poniendo en evidencia y ratificando el escaso o nulo control y la corrupción entre los agentes del INPE.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.