Política de EEUU en Corea es torpe

El secretario de Estado de EEUU, John Kerry, afirmó en Seúl que no se aceptará que Corea del Norte se convierta en una potencia nuclear y aseguró que el régimen de Pyongyang debe acabar con sus “inaceptables” amenazas.

Por Diario La Primera | 13 abr 2013 |    
Política de EEUU en Corea es torpe
Experto deja al desnudo el juego de amenazas que todo el mundo oculta.

Más datos

SIN CAPACIDAD

”Corea del Norte no ha demostrado la capacidad de desplegar un misil nuclear”, dijo el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, quien subrayó que aunque Pyongyang sigue intentando desarrollar este tipo de armas, no tiene la capacidad de introducir una cabeza nuclear y dispararla.

“Estamos todos unidos en el hecho de que no aceptaremos que Corea del Norte se convierta en una potencia nuclear. Y la retórica que estamos escuchando desde allí es inaceptable desde cualquier punto de vista”, aseguró.

Sin embargo, el experto en Asia, Peter Hayes, director de Nautilus Institute for Security and Sustainability, consideró que la reacción de Corea del Norte fue provocada por los propios Estados Unidos al desplegar bombardeos nucleares en la zona.

“Yo creo, después de haber observado esta dinámica desde la década de 1970, que en marzo estábamos en la vía de un ciclo “normal” de incremento de tensión y retórica lanzallamas, seguido por una disminución y una renovación del diálogo, hasta que Estados Unidos decidió enviar los bombarderos (con capacidad nuclear) B52 y B-2”, dijo.

Luego añadió: “Dado el historial de ataques de bombarderos furtivos estadounidenses, por ejemplo en el intento de matar a Gadafi, no es irracional que los norcoreanos hayan visto los B-2 con gran preocupación, aunque su visión tenga un tinte de paranoia. Cuando echamos gasolina a su retórica lanzallamas, la respuesta fue explosiva y debería haber sido totalmente predecible por parte de la Casa Blanca”.

Hayes dijo que al ver la reacción norcoreana, a EEUU no le quedó más que retrasar las pruebas previstas de un misil balístico intercontinental. “Esto hace parecer la política americana no solo torpe sino circense, no propia del ejercicio prudente de una gran potencia”.

De otro lado, el secretario de Estado norteamericano urgió a Pekín a garantizar que Pyongyang abandone su programa nuclear. Kerry consideró que China tiene “un enorme potencial” para conseguir calmar a Corea del Norte.

Los dirigentes norcoreanos “deben acostumbrarse a vivir según las obligaciones y los criterios internacionales que ellos mismos han aceptado”, declaró Kerry, que realiza su primera visita a Corea del Sur como responsable de la diplomacia estadounidense.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.