Mazmorras en el Vaticano

Tras su detención por filtrar la correspondencia secreta de Benedicto XVI, su mayordomo Paolo Gabriele permaneció varios días encerrado en una celda minúscula y con la luz encendida, según denunció en el juicio que se le sigue en un tribunal Vaticano.

| 03 octubre 2012 12:10 AM | Mundo | 1.6k Lecturas
Mazmorras en el Vaticano
El mayordomo del Papa denuncia las duras condiciones carcelarias a las que fue sometido.

Más datos

CORRUPCIÓN

“Viendo mal y corrupción por todas partes en la Iglesia, estaba convencido de que un shock mediático (la publicación de los documentos) podía ser bueno para llevar de nuevo a la Iglesia por el buen camino”, afirmó.
1602

Gabriele aseguró que las duras condiciones de su detención le provocaron daños psicológicos y disminución de la visión. De inmediato se anunció que el asunto sería investigado. El portavoz de El Vaticano, Federico Lombardi, aseguró que, pese a todo, las condiciones del cautiverio respetan “los estándares internacionales mínimos” y que al mayordomo nunca le faltó asistencia legal, médica ni espiritual durante su internamiento.

Durante la audiencia, el acusado rechazó los cargos de “robo agravado”, que le podrían costar hasta cuatro años de cárcel, pero sí haber traicionado la confianza puesta en él por Joseph Ratzinger. “A quien siento que amo como si fuera un hijo”, según dijo. Gabriele insistió en que filtró los documentos para ayudar al Papa y negó que percibiera ningún dinero a cambio.

“Paoletto” está acusado de ser “el cuervo”, la persona que robó centenares de documentos reservados del Papa, que después filtró al periodista Gianluigi Nuzzi, que los publicó en el libro-escándalo Sua Santitá, en el que desvela supuestos enfrentamientos e intrigas vaticanas.

El Tribunal, compuesto por los jueces Giuseppe della Torre (presidente), Paolo Papanti Pelletier y Venerando Marano, informó en la primera audiencia que se dedicaría al interrogatorio de Paoletto, quien admitió que tomaba los documentos, los fotocopiaba y luego entregaba las copias a Nuzzi.

El ya exmayordomo del Papa admitió haber cometido el delito con el fin de “mejorar la situación eclesial que se vive en el interior del Vaticano y nunca para dañar a la Iglesia y a su Pastor”, según documentos judiciales.

Loading...


En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD