La oposición toma Atenas

La rebelión de los griegos se hizo sentir en la histórica plaza Syntagma, frente al Parlamento heleno, en los precisos momentos que los congresistas debatían la aprobación de un nuevo programa de ajuste que amenaza con dejar en la miseria al conjunto de la población.

| 08 noviembre 2012 12:11 AM | Mundo | 532 Lecturas
La oposición toma Atenas
Trabajadores al borde de la rebelión. Enfrentamientos con la policía se extienden en Grecia.
Arde Grecia. La rabia se apropia de la población harta de la política de ajuste impuesta por la troika europea
532

La policía griega tuvo que emplear gases lacrimógenos y cañones de agua para dispersar a miles de manifestantes que abarrotaron la plaza de Atenas. La violencia estalló cuando un grupo de manifestantes intentó sobrepasar una barricada para entrar en el Parlamento, donde el primer ministro, Antonis Samaras, pidió aprobar una nueva ley de austeridad, pese a la oposición de un socio de su coalición.

Las nuevas medidas suponen un recorte de 18.500 millones de euros, entre ellos recortes de salarios y pensiones, una imposición de la banca y la Unión Europea para entregar fondos que oxigenen el país y eviten su bancarrota.

La sesión se vio brevemente interrumpida cuando los trabajadores del Parlamento se declararon en huelga y los legisladores de la oposición salieron de la cámara. El ministro de Finanzas Yannis Stournaras dio marcha atrás en su propuesta de recortar derechos de los trabajadores, ante el temor de que no se pudiera votar el plan. Fuera del Parlamento se oían fuertes estallidos mientras los manifestantes lanzaban cócteles molotov y la policía respondía con gases lacrimógenos.

“Votamos para permanecer en Europa o volver al dracma y al aislamiento internacional, a la insurrección social y a la guerra civil”, declaró el jefe del Ejecutivo en el Parlamento, donde se aprobó el nuevo paquete de medidas impuesto por la UE y el FMI.

En la calle junto al Congreso se veía humo y pequeñas fogatas. Los incidentes se produjeron después de que un gran grupo de ciudadanos desafiara a la lluvia, plantándose ante los policías antidisturbios con banderas y pancartas que decían “¡Son ellos o nosotros!” y “¡Poned fin a este desastre!”

Unos 100.000 manifestantes, que coreaban: “¡Pelead! Os están chupando la sangre”, llenaron la plaza y las calles aledañas en una de las mayores manifestaciones que se han visto en meses. Los manifestantes ondearon banderas italianas, portuguesas y españolas, en solidaridad con otros países del sur de Europa que están aplicando reformas de austeridad.

“Estas medidas nos están matando poco a poco y a los diputados de ahí dentro no les importa un comino”, dijo Maria Aliferopoulou, de 52 años, que tiene dos hijos y vive con 1.000 euros al mes. “Son ricos, lo tienen todo y nosotros no tenemos nada y luchamos por las migajas, por sobrevivir”, afirmó.

Grecia vuelve a estar paralizada por segundo día consecutivo debido a la huelga de 48 horas convocada por los sindicatos en protesta contra las nuevas medidas de austeridad, aprobadas en el Parlamento heleno. La huelga general paralizó el transporte público, escuelas, bancos y oficinas gubernamentales, mientras la basura se acumulaba en las calles.

Respaldados por la oposición de izquierda, los sindicatos denunciaron que las medidas golpearán a los pobres sin afectar a los ricos, mientras se profundiza una recesión de cinco años que ha aniquilado un quinto de la producción del país y ha llevado la tasa de desempleo a un récord del 25 por ciento.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

0.732208013535