En debate el pasado de Bergoglio

El papel que jugó el Papa Francisco divide a los que lo defienden como el Nobel Pérez Esquivel y los que lo cuestionan, como el reputado periodista Horacio Verbitsky.

| 15 marzo 2013 12:03 AM | Mundo | 1.3k Lecturas
En debate el pasado de Bergoglio 1394

De aquel grupo de prisioneros políticos, la catequista Mónica Mignone aún sigue desaparecida. Su padre, Emilio Mignone, fundó el organismo humanitario Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS). En su libro de 1986 ‘Iglesia y dictadura’, Mignone mencionó a Bergoglio como uno de “los pastores que entregaron sus ovejas al enemigo sin defenderlas ni rescatarlas”.

En el centro de torturas “un interrogador con ostensibles conocimientos teológicos le dijo a Yorio que sabían que no era guerrillero pero que con su trabajo en la villa miseria unía a los pobres y eso era subversivo”, según Verbitsky.

La dictadura liberó a Jalics y Yorio seis meses más tarde a cambio de que el Episcopado recibiera al jefe de Estado Mayor, general Roberto Viola, y al ministro de Economía, José Martínez de Hoz. Ambos se marcharon al exilio. Yorio falleció y Jalics aún vive en Alemania.

La versión de Bergoglio es que los sacerdotes “fueron liberados, primero porque (los militares) no pudieron acusarlos de nada, y segundo, porque nos movimos como locos. Esa misma noche en que me enteré de su secuestro, comencé a moverme”. Incluso reveló: “Llegué a ver dos veces al general (Jorge) Videla y al almirante (Emilio) Massera siempre en plan de averiguar el paradero de los curas detenidos”.

SE DEFIENDE
El entonces cardenal aseguró que días antes del golpe militar del 24 de marzo de 1976 a Yorio y Jalics “les dije que tuvieran mucho cuidado” y, pese a que según él habían pedido salirse de la orden, “les ofrecí, por si llegaba a ser conveniente para su seguridad, que vinieran a vivir a la casa provincial de la Compañía”.

“Nunca creí que estuvieran involucrados en ‘actividades subversivas’ como sostenían sus perseguidores, y realmente no lo estaban. Pero, por su relación con algunos curas de las villas de emergencia, quedaban demasiado expuestos a la paranoia de caza de brujas”, expuso.

También aseguró haber dado protección a seminaristas perseguidos “en el colegio Máximo de la Compañía de Jesús, en San Miguel, en el Gran Buenos Aires, donde residía. “Escondí a unos cuantos. No recuerdo exactamente el número, pero fueron varios”. “Saqué del país, por Foz de Iguazú, a un joven que era bastante parecido a mí con mi cédula de identidad, vestido de sacerdote, con el clergiman y, de esa forma, pudo salvar su vida”, reveló.

TESTIMONIOS CONTRADICTORIOS
-Dos meses después del golpe militar de 1976, el obispo de Morón, Miguel Raspanti, intentó proteger a los sacerdotes Orlando Yorio y Francisco Jalics porque temía que fueran secuestrados, pero Bergoglio se opuso. Así lo contó la exprofesora de catequesis en colegios de la diócesis de Morón, Marina Rubino, quien en esa época estudiaba teología en el Colegio Máximo de San Miguel, donde vivía Bergoglio.

-El sacerdote Alejandro Dausa, quien el martes 3 de agosto de 1976 fue secuestrado en Córdoba, cuando era seminarista de la Orden de los Misioneros de Nuestra Señora de La Salette, contó que luego de ser liberado pudo hablar con Yorio y Jalics, quienes le confirmaron que Bergoglio los había entregado. “En esas conversaciones (Jalics) nos indicó que los había entregado o denunciado Bergoglio”, dijo.

-La exjueza Alicia Oliveira contó que Bergoglio les dijo a los dos curas que se fueran, que era muy riesgoso; “pero no había forma, se querían quedar”. Los dos curas jesuitas vivían en el Barrio Rivadavia y dirigían un grupo de activistas católicos, entre los que se contaba la hija del escritor Emilio Mignone.



EL PRIMER AMOR DEL PAPA
“Si no me caso con vos, me hago cura”
“Si no me caso con vos, me hago cura”, le dijo un joven Jorge Mario Bergoglio a Amalia, su novia cuando ambos tenían 12 años en el barrio porteño de Flores, recordó ayer la amiga de la infancia del nuevo Papa.

“No tengo nada que ocultar, si fue una cosa tan de niños y tan limpio. Creo que me ofreció casamiento porque quería seguir el ejemplo de su casa y formar una familia”, rememoró Amalia.

Negó sin embargo que a esa edad pudieran haber tenido una relación más profunda. “¿Enamorada? A esa edad yo no conocía el amor, el amor lo conocí cuando fui más grandecita. Fue una cosa que no sé...”, contó la hoy anciana.

NICOLÁS MADURO
Chávez está con Cristo
El presidente encargado y candidato oficialista, Nicolás Maduro, aseguró que el exmandatario venezolano Hugo Chávez “se ganó un lugar en el cielo al lado de Cristo” por la cantidad de obras que impulsó para ayudar a los pobres, en tanto su principal adversario, Henrique Capriles, le reclamó que ambos mantengan un debate.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo:


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD