Egipcios acudirán esta semana a las urnas

Las calles de El Cairo, capital de Egipto, lucen llenas de letreros que invitan a votar por el Sí en el próximo referendo convocado por las autoridades instaladas por los militares tras el derrocamiento del presidente Mohamed Morsi el año pasado.

| 14 enero 2014 10:01 AM | Mundo | 1.5k Lecturas
Egipcios acudirán esta semana a las urnas
Egipto vota por una nueva constitución
1551

Postes de luz, vallas y edificios están cubiertos de afiches con una gran marca de cotejo blanca a diferencia de los letreros por el “No” que son difíciles de ubicar a pesar que la población se mostró a favor de una nueva constitución para dejar atrás la gestión de Morsi.

Según las informaciones desde El Cairo, la radio y televisión -ya sea privada o estatal- difunden más noticias que avalan la posición del gobierno y la propaganda contraria es casi nula.

PROCESO VICIADO

Esta campaña distorsionada ha motivado fuertes críticas del exterior. El Fondo Carnegie para la Paz Internacional, en Washington, la llamó “un proceso viciado y antidemocrático”.

Sin embargo los políticos egipcios señalan que este proceso es ampliamente visto como un veredicto sobre el derrocamiento en julio pasado del presidente islamista Mohamed Morsi.

Será la primera vez que la población concurra a las urnas desde que Morsi fue derrocado por el Ejército en julio pasado, en un golpe con respaldo popular. Los militares desean un fuerte voto por el “Sí” para refrendar esa medida.

Ciertamente el gobierno interino va a percibir y presentar el voto como lo que legitima la salida de Morsi”, dice el doctor H. A. Hellyer, miembro asociado del Royal United Services Institute.

Queda por verse si se percibirá así o no fuera de Egipto o por los principales opositores aquí”.

PODER MILITAR

Los islamistas tuvieron gran poder en la redacción de la constitución previa, que fue suspendida después del golpe. Esta vez fueron mayormente excluidos.

Las autoridades sostienen que el nuevo borrador es una notable mejora, que otorga más derechos y libertades y representa un paso crucial en el camino a la estabilidad. Pero esta versión fortalece el poder de los militares. Retiene una cláusula que permite que los civiles sean juzgados en tribunales militares y da a los militares control sobre el nombramiento del ministro de Defensa durante los próximos ocho años. También estipula que el presupuesto militar estará más allá de la supervisión civil.

¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


En este artículo: | |


La Primera Digital

La Primera Digital

La Primera Digital

Colaborador 9324 La Primera Digital