Cruzó la frontera

Al trasponer la línea de frontera de su país, del que fue desalojado por un golpe de Estado digitado por los grupos de poder, el presidente Manuel Zelaya pidió a los golpistas que reflexionen que no pueden gobernar con el pueblo y el mundo en contra.

Por Diario La Primera | 25 julio 2009 |  444 
Cruzó la frontera
Pese a las amenazas de los gorilas permaneció varias horas en suelo hondureño.
Zelaya desafió a la muerte y puso nerviosos a padrinos de golpistas.

Más datos

DETALLE

La trigésima séptima cumbre del Mercado Común del Sur (Mercosur) terminó con una fuerte condena al golpe de Estado perpetrado contra Manuel Zelaya. Evo Morales insistió en que el origen de la asonada tiene que ver con la intervención militar de Estados Unidos".
444  

A unos 25 metros, en la localidad de “Las Manos”, se formó una cadena humana para protegerlo de la presencia de unos 1,500 militares y policías enviados por el golpista Roberto Micheletti, que vigilaban al mandatario que traspuso las cadenas que separan a Nicaragua de su país, a las 3 y 24 de la tarde hora peruana.

Desoyendo los llamados del Departamento de Estado norteamericano que le cubre las espaldas a los gorilas, Zelaya defendió el derecho de retornar a su país para encontrarse con su pueblo y su familia.

En un enérgico llamado, el mandatario pidió a los militares que eviten hacer uso de las armas contra su pueblo y dijo que llegó desarmado para recuperar el cargo del que fue desalojado.

Sobre la posibilidad de que las autoridades de facto lo apresen, afirmó que la justicia de los "golpistas es una justicia nula", y que si lo detienen "cometerían un gran error porque esa situación no la aceptaría nadie".

El presidente reclamó una reunión privada con el Jefe del Estado Mayor Conjunto, General Romeo Vázquez y miembros de las Fuerzas Armadas para agilizar su retorno al poder.

Tras su ingreso, los golpistas amenazaron con detenerlo y argumentaron que no lo hacían en ese momento, porque temían que se desate un baño de sangre, pese a que ellos eran los únicos que contaban con contingentes armados en la zona.

Martha Lorena Alvarado, la vicecanciller de los golpistas, acusó a los presidentes de Nicaragua y Venezuela, Daniel Ortega y Hugo Chávez, de conspirar contra ellos, pese a que el repudio internacional es total.

El propio secretario general de la OEA, José Miguel Insulza desconoció la vocación de diálogo reclamada por los golpistas, pues fueron ellos los que desecharon la propuesta del mediador Óscar Arias.

Entretanto, cientos de personas se movilizaban a pie hacia la frontera, tras enfrentarse con los militares que colocaron siete retenes en la localidad de “Las Manos” para impedir el tránsito de personas y vehículos hacia el lugar por el que ingresó el mandatario.

Las Fuerzas Armadas advirtieron que no garantizarían la seguridad del presidente. "No podemos responsabilizarnos por la seguridad de las personas que por fomentar la violencia generalizada en el país están sujetas a ser atacadas inclusive por sus propios partidarios con el exclusivo propósito de convertirlos en mártires", dijo el teniente coronel Ramiro Archaga.

Zelaya optó a último momento por retirarse al lado fronterizo de Nicaragua.

Referencia
Propia



    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119379 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.
    Loading...

    Deje un comentario