Crece el repudio por la matanza de 109 personas

La brutalidad de la matanza de Hula generó el repudio de la comunidad internacional, que endureció los términos de su condena al régimen sirio por la muerte de 109 ciudadanos, un tercio de ellos niños, pese a que el régimen de Bachar Al Asad negó su responsabilidad en los hechos.

Por Diario La Primera | 28 may 2012 |    
Crece el repudio por la matanza de 109 personas
Crece condena a regimen sirio.
Consejo de Seguridad de la ONU pide el retiro de tropas de las ciudades en las que se expresa la protesta contra el régimen sirio.

Más datos

INDIGNACIÓN

Respondiendo a la creciente indignación mundial por la matanza, el gobierno sirio acusó a los rebeldes de llevar a cabo la sangría. “Mujeres, niños y ancianos fueron tiroteados. Este no es el sello del heróico Ejército sirio”, dijo el portavoz del Ministerio de Exteriores Jihad Makdesi a los periodistas en Damasco. Pero pocos le creyeron.

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas condenó el uso de artillería pesada por el gobierno contra la población, lo calificó como un indignante uso de la fuerza contra civiles y pidió al gobierno que retire inmediatamente sus tropas de los centros urbanos.

Antes de conocerse la declaración, el general Robert Mood, jefe de los observadores internacionales en Siria, declaró ante el Consejo que el gobierno fue el autor de la matanza en la ciudad de Hula. En tanto, la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, pidió a Al Asad que ponga fin a su “gobierno de miedo y muerte”. William Hague, jefe de la diplomacia británica, dijo que utilizará su viaje a Rusia para presionar a Moscú, uno de los principales aliados del régimen.

Los grupos opositores aseguran que las fuerzas del régimen bombardearon Hula después de la manifestación del viernes y que la shabiha, los milicianos del régimen, atacaron a los civiles para exterminarlos.

TERROR EN HULA
Las imágenes que llegan de Hula son aterradoras. En uno de los vídeos se podían ver cuerpos inertes de niños tendidos sobre alfombras. En otro se ve cómo los observadores de la ONU llegan a una mezquita en la que reposan en fila decenas de muertos. Un residente se enfrenta a gritos con los enviados internacionales, que fueron incapaces de frenar el baño de sangre.

En otro vídeo, una mujer vestida de negro cuenta cómo llamaron a su puerta y cuando su hija y su yerno abrieron, entraron unos hombres armados que comenzaron a disparar. En una cuarta grabación se ven hileras de cadáveres separados por bloques de cemento. La matanza generó protestas en todo el país, que concluyeron con la muerte de dos hombres en dos barrios de Damasco: Yalda y Daraya, donde viven miles de refugiados que han huido de la violencia y la represión en la provincia de Homs.

De acuerdo a los opositores en Hula murieron 109 personas. Los observadores de la ONU contaron 32 niños menores de diez años entre los muertos. Los observadores confirmaron el uso de artillería, que solo tienen las fuerzas de Asad.


Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.