El retraso puberal

Con la pubertad el cuerpo experimenta ciertos cambios, los cuales son ocasionados por las hormonas (testosterona en los chicos y estrógeno en las niñas). Pero en ciertos casos, algunos niños no experimentan ningún cambio en sus cuerpos. A esto se le llama el retraso puberal.

Por Diario La Primera | 25 ago 2010 |    
El retraso puberal
En la mayoría de los casos el retraso puberal puede deberse a patrón de crecimiento relacionado a las características de una determinada familia. Sin embargo, ciertos problemas médicos también pueden ocasionar el retraso de la pubertad. Algunas personas con enfermedades crónicas como la diabetes, la fibrosis quística, enfermedades renales o incluso asma, pueden experimentar el atraso.

Pero este inconveniente también puede ocurrir debido a problemas con la glándula pituitaria o la tiroides, glándulas que producen hormonas que son importantes para el crecimiento y el desarrollo. Otras personas tienen problemas con sus cromosomas, donde reside el ADN, que a su vez contiene el programa de construcción del cuerpo. Los problemas con los cromosomas pueden interferir en el proceso normal de crecimiento. El síndrome de Turner es un ejemplo de los trastornos con los cromosomas. Esta condición sucede cuando uno de los dos cromosomas X de la mujer es anormal o no existe. Esto ocasiona problemas en el desarrollo de los ovarios de las niñas y la producción de hormonas sexuales. Los hombres con el síndrome de Klinefelter nacen con un cromosoma X adicional (XXY en lugar de XY). Esta condición igualmente puede ralentizar el desarrollo del cuerpo.

¿Qué pueden hacer los doctores?
La buena noticia es que si hay un problema, los doctores generalmente pueden ayudar a los adolescentes que presentan una pubertad tardía a que se desarrollen con mayor normalidad. Así que si te preocupa saber si no te estás desarrollando como deberías, visita a un doctor. En ciertos casos un tratamiento con hormonas, si el especialista lo considera oportuno, puede ser una solución al problema.

Lidiando con la pubertad
Puede ser difícil ver cómo crecen tus amigos sin que tú puedas vivir la misma experiencia. Puede que sientas que nunca llegarás a estar al mismo nivel que ellos. La gente en tu escuela puede que se burle de tu pequeña estatura o de tu pecho plano. Incluso cuando el doctor o tus padres te dicen que eventualmente todo se arreglará- o cuando tú crees que tienen razón — es difícil esperar por algo que te afecta personalmente.

Si te sientes deprimido o si tienes problemas en la escuela por el retraso en tu desarrollo, habla con tu mamá o tu papá, con tu doctor, o con otro adulto en quien confíes para encontrar un consejero o un terapeuta con quien puedas hablar. La persona que elijas te ayudará a expresar tus sentimientos y a buscar formas de lidiar con ellos.

La pubertad tardía puede ser algo difícil de aceptar y de enfrentar, pero es un problema que generalmente se resuelve. Pide ayuda si estás preocupado(a) por tu desarrollo. Y recuerda que en la mayoría de los casos, eventualmente te desarrollarás igual que tus compañeros(as).

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.