Como dejar de ser adicto al trabajo

Para algunas personas, el valor del trabajo es superior a las relaciones con compañeros, amigos y familiares. Las personas con este problema pasan largas horas constantemente pensando en el trabajo, conectado a su Smartphone, comprobando sus correos electrónicos cada cinco minutos. Y apenas tienen tiempo para otras cosas, y normalmente sus relaciones sociales se resienten, ya que acaban perdiendo la capacidad para empatizar con otras personas cuando salen de su “burbuja laboral”.

Por Diario La Primera | 08 agosto 2012 |  3.8k 
Como dejar de ser adicto al trabajo
Ser trabajador es una virtud, pero serlo en exceso puede dar lugar a la adicción al trabajo y por tanto, a un riesgo psicosocial. ¿Es adicto al trabajo?, sepa qué hacer.
3868  

Pero tener pocos amigos o no tener vida social, es el mal de los menores. En realidad, la mayor consecuencia de esta adicción es el colapso total del organismo, que puede conducir a la muerte. Pero, ¿cómo dejar de ser un adicto al trabajo?

El primer paso, es buscar ayuda profesional. No obstante, quizás éste sea un buen primer paso para reconocer el problema. Si por el contrario todavía no eres un gran adicto al trabajo, pero piensas que estás en el camino de serlo, comienza por seguir alguno de estos consejos:

1.- Cambia tus valores. El trabajo no debería ser lo más importante de tu vida. A menos que estés verdaderamente convencido que hay otras cosas más valiosas que el trabajo, los demás pasos no te servirán de gran cosa. No podrás decir “NO” al trabajo adicional a menos de que puedas decir “SI” a algo que realmente desees. Pregúntate a ti mismo si valoras a tu familia, tu salud y a tus mejores amigos.

2.- Limita el número de tareas que aceptas. Termina una tarea antes de comenzar con otra. No sientas que debes terminar cada tarea que has comenzado. Sólo porque ya invertiste algo de tiempo en algo, no significa que debes de invertirle más. No desperdicies tiempo bueno en lo malo. Si tienes problemas al rechazar tareas, tal vez debas leer Cómo dejar de Complacer a las Personas y Cómo romper con el estereotipo del “chico amable”

3.- Limita el tiempo que pasas trabajando. Deja libre un día de la semana para descansar, tal vez el domingo. Sé muy estricto contigo mismo al no trabajar ese día. Si la computadora es tu herramienta principal de trabajo, no la utilices para nada ese día. Fija tu propio horario de oficina, fuera del cual no deberás trabajar. Por ejemplo, no trabajes antes de la 8:00 am ni después de las 7:00 pm.

4.- Cuando sea necesario, limita la calidad del trabajo que deseas lograr. No mueras por una altísima calidad en el trabajo cuando realmente no es ese el objetivo. Como dijo Chesterton “si una cosa no vale la pena, entonces vale la pena hacerla mal”. Especialmente cuando te deja tiempo libre para hacer algo más provechoso. Lee Cómo Controlar el Perfeccionismo.
Referencia
Propia

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.
Loading...

Deje un comentario