Al filo de la muerte

Expertos del Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI) advirtieron ayer sobre el riesgo de colapso en las cuencas de los ríos Rímac y Chillón, en la zona conocida como Malecón Checa, donde viven varias familias. En un recorrido, LA PRIMERA comprobó el peligro en el que viven estas personas, quienes se niegan a abandonar el lugar porque no tienen a donde más ir.

Por Diario La Primera | 16 ene 2009 |    
Al filo de la muerte
Las imágenes confirman que muchas familias pobres siguen arriesgando sus vidas.
INDECI detecta zonas alarmantes. Moradores al filo de ríos Rímac y Chillón no se van, a pesar que sus casas están a punto de colapsar.

Más datos

Visitas con fiscales

El director nacional de Prevención del Indeci, Alberto Bisbal Sanz, anunció nuevas visitas de inspección para alertar a los vecinos de estas zonas, las cuales estarán acompañadas por fiscales que sancionen a quienes no acaten las medidas de seguridad.
“Nuestras casas pueden caerse en cualquier momento y nadie hace nada para ayudarnos. Lamentablemente, no tenemos otro sitio donde vivir y por eso nos quedamos acá”, dijo una vecina del lugar, sin reparos.

El consultor de Prevención de Desastres del Indeci, Juber Ruiz, dijo que cada año aumenta el caudal de los ríos, por lo que la situación continúa agravándose. “El agua, poco a poco, come la tierra y pueden producirse deslizamientos; el Malecón Checa podría colapsar”, advirtió. Otra zona riesgosa es la que se extiende a lo largo de la avenida Morales Duárez, donde muchas paredes de las casas ubicadas en el borde del río ya han caído.

Zonas identificadas
INDECI identificó 13 zonas vulnerables en las cuencas de los ríos Rímac, Chillón y Lurín. Entre ellas están La Calzada, en Chilca; la quebrada Huayaringa, en Santa Eulalia; y el asentamiento humano 27 de Junio, de Chosica.

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.