Saludable rectificación

Es bien sabido que el respeto mutuo es la base de toda relación entre las personas pero esa verdad es mucho más válida cuando se trata de las relaciones entre los países, pues es sobre el respeto que se construyen y desarrollan.

| 03 junio 2012 12:06 AM | La Primera Palabra | 731 Lecturas
731

La reflexión viene al caso en esta oportunidad, en la que debemos saludar la rectificación del gobierno chileno que, finalmente, parece haber asumido la responsabilidad de retirar las minas con las que sembró de muerte una frontera que debe convertirse en un espacio de vinculación y no de separación y distanciamiento.

Lamentablemente, para ello hubo que esperar la muerte de un ciudadano peruano y una respetuosa pero firme advertencia del Presidente de la República, de que su asistencia a la Cumbre de la Alianza del Pacífico, en Chile, estaba condicionada a la efectivización del compromiso chileno de contratar y costear los servicios de una entidad ajena a las partes para el retiro de los artefactos que sembrara el hostil dictador Pinochet hace casi cuarenta años.

Una vez consignada la determinación del país del Mapocho a honrar sus compromisos, todo indica que el Jefe del Estado hará una breve visita a la ciudad chilena de Antofagasta –antiguo territorio boliviano, hasta la Guerra del Pacífico- para participar en la referida cita internacional, pues ya no habría objeciones para el viaje.

Así, las relaciones con Santiago seguirán discurriendo con normalidad y rigor diplomático, en busca de la confianza que se construye manteniendo el respeto entre vecinos, sin arrogancias ni subterfugios.

Nos queda pendiente esperar el fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya que definirá nuestra frontera marítima, sin que quede ningún otro problema limítrofe pendiente; siendo obvio que los dos gobiernos tendrán que acatar ese fallo, que todo indica en buena medida dará la razón al Perú, por la solidez de sus argumentos jurídicos.

Nuestro Canciller ha destacado el acuerdo al que se arribó finalmente para el desminado, como una buena muestra de cooperación bilateral y de decisión de contribuir a que la región toda esté libre de las repudiables minas, algo que desde hace tiempo nuestro país hace, con fraternidad y muy buenos resultados, con Ecuador, para limpiar la frontera entre nuestras dos naciones, de los vestigios de una enemistad que va quedando cada vez más en el olvido.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Deje un comentario

Loading...