Provocación irresponsable

Lo habíamos advertido ayer. Los excesos verbales del presidente de Chile son provocadores y afectan el clima de distensión que debe rodear al proceso en la Corte Internacional de Justicia de La Haya que deberá culminar con la definición del límite marítimo entre los dos países.

| 23 mayo 2012 12:05 AM | La Primera Palabra | 778 Lecturas
778

Así lo han señalado también distinguidas personalidades, como un exministro de Defensa y un destacado diplomático, que otean el peligro de una provocación chilena para impedir un fallo de la corte que sea adverso a las pretensiones de Santiago.

Las razones y los intereses políticos y electorales alimentan esa posibilidad, en un panorama marcado por el hecho de ser el actual gobernante de Chile el más impopular en mucho tiempo (22 por ciento de aprobación, mísero y descalificador) y enfrentar una crisis social sin precedentes, sobre todo por la rebelión estudiantil.

Hay que añadir a ello el hecho que el fallo está previsto para mediados del 2013 y ese será un año de competencia electoral en Chile, lo que indica que sería lógico que los gobernantes actuales y sus potenciales sucesores busquen evitar el trauma de una sentencia adversa en La Haya.

Una provocación, una escaramuza, podría congelar el proceso y postergar el fallo o, peor aún, romper el proceso, pues evidenciaría que una de las partes ha renunciado a la vía pacífica, ante lo cual La Haya levantaría las manos y dejaría el conflicto en manos del Consejo de Seguridad.

Esa sería la razón por la que el presidente chileno dijo que defenderá lo que considera el mar chileno en La Haya y seguidamente que sus fuerzas armadas –armadas hasta los dientes por el febril derroche de recursos para equiparlas como para una guerra en todos los frentes- están listas para defender también esa pretendida soberanía.

Ante la magnitud de la provocación, de ninguna manera es aceptable sin embargo actuar irreflexivamente y escalar la tensión provocada por el vecino gobierno.

Es significativo que mientras el presidente chileno alardea de su poderío militar, el canciller del Perú inicie una serie de contactos con la sociedad civil para exponer la fortaleza de la posición peruana en La Haya, con serenidad y sin crispaciones que no hacen falta cuando existe la firme confianza en que la razón de los argumentos legales es nuestra fuerza en el contencioso con Chile.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD