Manos a la obra

Hay que destacar que, en coherencia con sus ofrecimientos electorales y con la importancia dada por el presidente de la República a la seguridad ciudadana, el gobierno ha comenzado a tomar decisiones concretas, que la ciudadanía espera sean efectivas para dar tranquilidad a los hogares peruanos, sometidos al temor y las tensiones causados por la creciente y cada vez más violenta delincuencia, evidenciada en el reciente y atroz ataque a la familia de un parlamentario.

| 11 agosto 2011 12:08 AM | La Primera Palabra | 666 Lecturas
666

Ha anunciado el ministro del Interior que aproximadamente 13 mil policías dejarán desde el lunes próximo de trabajar la mitad del tiempo como vigilantes privados –régimen irracional creado ante la precariedad de sus ingresos- para salir a patrullar las calles, en una primera etapa en determinados puntos de Lima y Callao y en diversas regiones.

De esa manera, la población se sentirá más protegida por la presencia disuasiva y alerta de los policías y, cuando se complete el plan de pleno aprovechamiento del personal policial, quedará atrás la indefensión de las calles, por las que rara vez pasa un policía, situación que alienta a la delincuencia para ataques como el sufrido por la familia del congresista, en una hora de alta circulación y en un barrio de nivel medio-alto que se supone cuenta con mejores condiciones de seguridad.

Para la primera etapa, el Ejecutivo ha dispuesto ya los fondos necesarios para una medida de urgencia, que la ciudadanía exigía para aliviar la situación de angustiante inseguridad que se había apoderado de las calles. Adicionalmente, las direcciones territoriales ajustan planes operativos para redoblar el combate al hampa que parece haberse apoderado de la vida de los peruanos.

Con más policías en las calles no solamente habrá más patrullaje, sino también más operaciones y acciones preventivas que los peruanos esperan puedan hacer retroceder a la delincuencia.

Pero además, el titular del Interior ha anunciado la creación de una comisión especial, integrada por los titulares del Interior y Justicia y los titulares del Poder Judicial y la Fiscalía de la Nación, que buscará mecanismos legales para que los tribunales castiguen en forma efectiva a los delincuentes, lo que implica eliminar para ellos, o al menos para los que cometan delitos de mayor gravedad, los beneficios penitenciarios, para terminar con la “puerta giratoria” por la cual los hampones entran a la cárcel para salir al poco tiempo a seguir cometiendo sus fechorías.

Mañana se reunirán los alcaldes de Lima con el ministro del Interior, para coordinar acciones de lucha contra el delito, siendo esta cita fundamental si, como entiende el gobierno, la seguridad ciudadana no solo requiere de la acción de las autoridades gubernamentales y judiciales, sino de otras instituciones involucradas y de la población, a través de las juntas vecinales y otras organizaciones.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

0.871415138245