Indígenas: Tarea pendiente

Ha sido atinado el llamado del ministro de Cultura, en un mensaje con motivo del Día Internacional de los Pueblos Indígenas, a “reflexionar sobre el valor de la diversidad cultural y étnica de nuestro país, así como sobre la necesidad de construir una sociedad y un Estado intercultural”.

| 10 agosto 2012 12:08 AM | La Primera Palabra | 715 Lecturas
715

El llamado nos recuerda que la plena inclusión de los pueblos originarios, en vez de la asimilación y el sometimiento que han sufrido durante siglos, es una tarea pendiente, que implica el respeto y la promoción de su cultura y sus saberes ancestrales, para la peruanidad, y es una tarea que debe hacerse cada día.

Para ello es indispensable el respeto a sus derechos y a su entorno, tema en el que hemos alcanzado algunos logros, en un contexto en el que prima la conciencia en torno a combatir la exclusión.

Ha sido en tal sentido un avance la aprobación de la Ley de Consulta Previa, independientemente de que su reglamento pueda prestarse a discusiones, algo que es usual, tratándose de una medida sumamente compleja y siempre perfectible.

El Día Internacional de los Pueblos Indígenas, celebrado ayer, nos hizo además meditar sobre hechos que han marcado a esas comunidades y a sus relaciones con el poder oficial y con el resto del país.

Entre tales sucesos, nos ha recordado la tragedia de Bagua y su persistente impunidad, propiciada por un gobernante caracterizado por despreciar a los pueblos originarios, a los que tildó de primitivos y hasta comparó con el perro del hortelano, es decir como un estorbo para el supuesto progreso que asume como inevitable la depredación del hábitat.

Es necesario terminar con la impunidad de los autores y responsables de ese luctuoso suceso que conmovió al país entero y dio pie a una corriente nacional de solidaridad, que demostró que los peruanos de bien apreciamos a nuestros pueblos indígenas, algo que se ha expresado también en la indignación motivada por las ofensas de la televisión chilena a un nativo de la etnia Bora.

Combatir la discriminación, el racismo, la pobreza y la desigualdad que persisten en el país, es clave para que lleguemos a asumir nuestra diversidad enriquecedora como un sello de identidad que debe ser motivo de orgullo.

De esa manera construiremos la sociedad y el Estado intercultural, que responda a una realidad histórica, para bien de todos los peruanos y para la grandeza de la Patria.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Deje un comentario

Loading...