Vuelve el fantasma del terremoto

Lima remecida. A la 01:40 horas de ayer un sismo de 4.3 grados en la escala de Richter sacudió la capital y despertó y puso en pánico a la población limeña, que recién se acostaba. Fue inevitable el aterrorizado recuerdo del aciago 15 de agosto pasado, cuando un terremoto devastó el sur chico. Y el pánico se hizo mayor en las primeras horas de la mañana. Aún no pasaba el sobresalto por el primer movimiento cuando, a las 07:50 a.m., ocurrió otro fuerte sismo de 5.3 grados en la referida escala.

| 30 marzo 2008 12:03 AM | Informe Especial | 1.4k Lecturas
Vuelve el fantasma del terremoto
(1) Deslizamientos de rocas en la Costa Verde, en Barranco y Miraflores, obstruyeron el tránsito, pero luego las autoridades despejaron la zona. (2) Zonas más antiguas de Lima pasaron pánico por temblores. (3) Pescadores en caleta de Chorrillos advirtieron un oleaje anómalo, pero continuaron con fanea. (4) Colector de Costanera colapsó por movimiento sísmico.
Dos fuertes sismos, en menos de seis horas, causan pánico. Otra vez colapsan líneas. En Costa Verde hubo derrumbe

Más datos

DATO

Veraneantes
Si bien Indeci y la Capitanía de Puertos descartaron la ocurrencia de un tsunami para las horas posteriores al sismo, un fuerte oleaje se registró en el segundo movimiento telúrico. Pero esto no evitó que cientos de personas aprovecharan el intenso sol de ayer y acudieran a las playas de la Costa Verde, exponiendo sus vidas, no sólo por el oleaje, sino también por los desprendimientos de piedras.
1478

La mayoría de los limeños salieron a las calles a esperar lo peor. Muchos en pijama, pues el fuerte temblor sorprendió a la muchos aún en la cama. Inmediatamente superado el pánico por la remecida, una vez más las líneas telefónicas estaban colapsadas. Tanto la telefonía móvil como las líneas fijas quedaron fuera de servicio y daban tono de ocupado, sin embargo la conexión de Internet se mantuvo activa.

La situación deja en evidencia la debilidad de las comunicaciones, pues ocurrió lo mismo que en agosto último. Tuvo que pasar casi una hora para que el servicio en los teléfonos celulares se restablezca de manera parcial. Telefónica responsabilizó a los usuarios que empiezan a llamar de forma masiva.

Mediante un escueto comunicado de prensa la empresa afirmó que “en los primeros 40 minutos se concretaron 6 millones de llamadas desde teléfonos móviles, cifra seis veces superior a la de un sábado normal”.

Afortunadamente para la población de Pisco y Chincha, en Ica, el sismo de ayer fue casi imperceptible en esos territorios.

Leves daños
De acuerdo a los primeros reportes de la mañana, no hubo víctimas. En cuanto a los daños materiales, la Costa Verde fue una de las zonas más afectadas, debido a los deslizamientos que obstruyeron la vía por buen rato, hasta que las autoridades iniciaron la limpieza.

Puntos como la playa Waikiki, en Miraflores, y Los Pavos en Chorrillos, fueron algunos de los lugares donde la caída de piedras interrumpió el tráfico, causando gran alarma entre los conductores.

Según los informes de Defensa Civil, cinco viviendas colapsaron en Independencia y Lurín. Sin embargo, en Chosica una familia salvó de morir aplastada, luego de que una gran roca cayera sobre su vivienda, en la zona del asentamiento humano Mariscal Ramón Castilla, donde el techo y parte de la vivienda quedaron destruidos a consecuencia del impacto.

De acuerdo a la información proporcionada por el Instituto Geofísico del Perú (IGP), el epicentro del movimiento telúrico fue ubicado 40 kilómetros al suroeste del Callao, en el primer temblor, mientras que el segundo fue localizado a 54 kilómetros al suroeste del mismo puerto.

Cautelar la vida
En el Cercado se registró la caída de una cornisa, sin causar daños personales. Además, las autoridades detallaron que el suelo de la capital es muy distinto al de la ciudad de Pisco, pues tiene una estructura más sólida, lo que impediría que las edificaciones cedan por los movimientos telúricos. Ante esto, los organismos especializados recomendaron que lo primero que hay que hacer es cautelar la vida humana y luego verificar los daños materiales.

Pánico en zona de San Miguel
Hasta el cierre de esta edición las autoridades de Defensa Civil no se pronunciaron sobre una denuncia de los pobladores de San Miguel, quienes señalaron que una gran porción de tierra del acantilado de la zona del discutido Colector se desprendió tras el primer sismo, causando pánico entre los vecinos de las calles Echenique, Las Brisas y Aviación.

LA PRIMERA llegó hasta la zona, y pudo constatar que personal de las empresas contratistas Popsa e Hidrocencica, que brindan servicios tercerizados a Sedapal, habían llegado en dos camionetas a inspeccior la zona en que se encuentra el Colector de San Miguel, pero no reportaron daño alguno.

Vecinos de la calle Echenique, por donde pasa el referido desaguadero, advirtieron que la zona del acantilado se desprendió durante la madrugada, y pidieron a las autoridades pertinentes que evalúen la zona y declaren la clausura definitiva del sitio, así como el cierre del botadero.

Además, la población de la zona pidió que el ministro de Vivienda, Enrique Cornejo, vuelva a visitar el lugar y “dicte de una vez por todas la orden de abrir el Colector de La Perla”.

Omar Olivares
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD