Reprime a trabajadores de FF. AA.

Huelga pacífica fue agredida por el gobierno. Con bombas lacrimógenas asfixian trabajadores de las FF.AA. en huelga de hambre hace seis días. Manifestantes piden remuneraciones más justas.

Por Diario La Primera | 26 ago 2008 |    
Reprime a trabajadores de FF AA
(1) Violencia y abusos. Represión policial no se hizo esperar en protesta de trabajadores de las FF.AA. Intentaron en todo momento impedir sus reclamos. (2) Aumento. Manifestantes exigen remuneraciones justas. (3) Escena común. Algunos se desmayaron por excesos. (4) Exigencias llegaron hasta el sacrificio de empleados. (5) Palos y golpes. Policías hicieron mal uso de la fuerza. (6) Sin tregua. Aseguran que no descansarán hasta lograr objetivos.

La huelga indefinida iniciada hace trece días por los trabajadores civiles de las Fuerzas Armadas, de todo el país, no obtiene la atención de las autoridades del Ministerio de Defensa ni de los representantes de las instituciones castrenses, pero sí de los entes represivos. Ayer, una protesta pacífica acabó en una verdadera batalla entre los policías y los manifestantes, dejando varios heridos y rostros bañados en sangre.

Nuevamente la violencia estalló, luego de que la medida de fuerza pacífica de los trabajadores se convirtiera -por varias horas- en una batalla campal, en la cual un contingente policial se enfrentó brutalmente a los manifestantes, dejando a varios servidores heridos de consideración, mientras que otros resultaron afectados con las bombas lacrimógenas arrojadas a los carpas donde hace seis días iniciaron una huelga de hambre en el frontis del Ministerio de Defensa, en la avenida Arequipa.

Los huelguistas señalaron que la policía los reprimió brutalmente de manera sorpresiva. Producto de ello, los trabajadores heridos fueron trasladados a hospitales cercanos, pero pese a esto, aseguraron que arriesgarán sus vidas exigiendo la equivalencia remunerativa, nivelación del Cafae de 100 a 500 soles, incremento del racionamiento y el nombramiento del personal contratado con más de tres años de servicio.

Sueldos de hambre
Con boletas en mano, los trabajadores de las FFAA mostraron los exiguos sueldos que perciben, los que en algunos casos no superan los cien soles, pues sus remuneraciones de 600 soles se reducen casi totalmente tras los pagos de los préstamos que solicitan para poder sobrevivir dignamente.

Señalaron, además, que mientras ellos ganan 600 soles, los trabajadores administrativos militares, que reciben similares labores, perciben más de mil 500.

Elsa Zapata, representante del personal civil del Ejército señaló a LA PRIMERA que a la medida se han plegado los representantes de todo el país. Asegura que son casi 12 mil trabajadores de las fuerzas castrenses quienes reciben sueldos miserables. Asimismo, Zapata condenó la violencia durante el enfrentamiento de ayer, en el cual los trabajadores se defendieron con palos y arrojando piedras. “No somos delincuentes para que nos traten así… el gobierno es responsable de lo que pasa y de lo que puede pasar, pues hace sordos a las necesidades del país y recién reacciona cuando las cosas se agravan”, indicó Zapata.

Los trabajadores civiles de las Fuerzas Armadas exigen la conformación de una mesa de diálogo de alto novel, conformada por el premier Jorge del Castillo, el ministro de Economía, representantes del Congreso, Ministerio de Defensa y de los sindicatos de cada institución castrense.

Medidas desesperadas
Olga Velarde vino junto a sus compañeros desde Arequipa para participar en la huelga de hambre de los trabajadores civiles de las Fuerzas Armadas, pero su salud se resquebrajó ayer por lo que debió ser trasladada a un nosocomio local. Durante la huelga de hambre fueron cuatro los trabajadores evacuados a hospitales, con signos de deshidratación y otros males, pero pese a ello ningún representante del gobierno se ha mostrado presto al diálogo.

Asimismo, con la finalidad de llamar la atención del gobierno, varias mujeres que participan en la huelga se desangraron frente al Ministerio de Defensa, para exigir sueldos dignos que les permita dar una buena vida a sus familias. Mientras que el resto de los manifestantes, a una sola voz, exigían solución a sus reclamos, pues de lo contrario radicalizarían sus acciones de lucha.

No hay diálogo
El 22 de agosto los representantes del Ministerio de Defensa y de los sindicatos de las Fuerzas Armadas firmaron un acta de apertura de dialogo para la recepción de propuestas de los sindicatos de los empleados públicos de los institutos armados. En dicha acta, el citado ministerio reconoció la legitimidad de las demandas planteadas por los gremios, pero pese a ello no lograron acuerdos a favor de los trabajadores.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.