Perú necesita su propio satélite

La necesidad de contar con un sistema que integre y consolide la aviación nacional y nos permita remontar el atraso de 50 años que mantenemos respecto a otros países de la región, es cada vez más clamorosa, tal como quedó evidenciado luego del terremoto que asoló parte del sur peruano, el 15 de agosto del año pasado, al no poder establecer un eficaz puente aéreo para trasladar heridos y agilizar la ayuda a los damnificados.

Por Diario La Primera | 05 set 2008 |    
Perú necesita su propio satélite
(1) Listos a impulsar el despegue desde el Aero Club del Perú. Cmte. FAP Julio Chamorro, Pro Secretario; Crnl. FAP Carlos Varela, Vicepresidente; Ramón Martínez Torres, Pro Tesorero. (2) Varela. Necesitamos contar con una reserva aérea. (3) Traería muchos beneficios para el desarrollo del país.
Altos oficiales de la FAP y civiles diseñaron proyecto aeroespacial que nos pondría a la vanguardia en la región.

Más datos

DETALLE

Para comprender la importancia de conformar un Sistema Aeroespacial Peruano es necesario tener presente la  posición geoestratégica que tiene el Perú en el mundo y, especialmente, en la región.

Desde el año 2002 existen estudios encaminados a desarrollar un sistema aeroespacial propio, que evidentemente no se asemeja al programa de la llamada “Guerra de las galaxias” como alguien podría imaginarse. Es mucho más sencillo, pero altamente productivo, y permitiría sacar al Perú de la época de la carreta.

Se trata de un proyecto realizado por la Escuela Superior de Guerra Aérea – ESFAP, el cual plantea que nuestra aviación debe contar con carácter de urgencia con un Sistema Aeroespacial Peruano que integre al país y lo coloque en una situación expectante frente a nuestros vecinos de la región que sí cuentan con un poder aeroespacial que responde a políticas de Estado.

El proyecto aeroespacial permitiría disponer además de una valiosa reserva aérea para apoyar a la población en casos de desastres naturales ya que incorpora a la aviación civil. Con un satélite propio, el Perú contaría con una alarma anticipada de desastres naturales, catastros, información meteorológica, y hasta podría monitorear, por ejemplo, la migración de plagas como la de la mosca azul que tanto daño hace a la agricultura. La población tendría a su disposición, asimismo, un GPS propio; es decir, un sistema de localización por satélite.

Proyecto rentable
En otras palabras, el proyecto facilitaría el desarrollo de nuestra economía, integraría a los pobladores de las zonas más apartadas y podríamos contar, al mismo tiempo, con un sistema para la defensa nacional interna (contra el narcotráfico y el terrorismo) y externa (vigilancia de nuestras extensas fronteras) que no dependa de satélites de otros países desarrollados.

Pero lo más importante es que nuestra población dejaría de padecer los estragos de los desastres naturales que por nuestra geografía se repiten todos los años, causando más pobreza y lamentables pérdidas humanas. El fenómeno de El Niño, por ejemplo, se convertiría en una bendición, pues se aprovecharía mejor el agua mediante el uso de represas, sobre todo ahora cuando se ha anunciado que el recurso hídrico escaseará.

Además de todas esas ventajas, el Sistema Aeroespacial Peruano se convertiría en una fuente permanente de trabajo que daría empleo a técnicos, expertos en computación, en aeronáutica, entre otros. Para ponerlo en acción hace falta una decisión política, pues se requiere establecer políticas de Estado que trasciendan a los diferentes gobiernos.

¿Por qué el Sistema Aeroespacial Peruano?
El Perú es un país que aspira a ser “un país espacial”, ya que por sus características necesitará hacer uso intensivo de los productos de la ciencia y la tecnología espaciales, pues posee una gran extensión geográfica aún sin explorar. Su actividad económica depende principalmente de las explotaciones primarias extensivas (minera, pesquera, agropecuaria, forestal y de hidrocarburos).

Pero no sólo eso, pues la distribución de nuestra población a lo largo y ancho del territorio nacional demanda el uso intenso de las telecomunicaciones, además de tener regiones altamente vulnerables a catástrofes naturales. Por otro lado, los compromisos internacionales asumidos por el Estado peruano obligan a utilizar y producir bienes y servicios derivados de la ciencia y tecnologías espaciales.

Por todo ello, el Perú tendrá que definir de qué manera va a satisfacer estas necesidades en el futuro. Ello implica que deje de ser un mero espectador, usuario y cliente de otros países que producen estos servicios, y por el contrario, se proyecte como generador de productos de tecnología espacial, para satisfacer todo o parte de sus necesidades y alcanzar el sueño de Jorge Chávez de llegar “arriba, siempre arriba, hasta las estrellas”.

Esperando por un sueño
Como uno de los esfuerzos más serios destinado a promover el despegue del país y de nuestra aviación nacional, calificó el coronel FAP Carlos Varela Maccera el proyecto desarrollado por la Escuela Superior de Guerra Aérea - ESFAP, que propone la creación del Sistema Aeroespacial Peruano.

Sostuvo que a pesar de que el proyecto fue concebido como una organización de carácter técnico, “la puesta en vigencia del sistema aeroespacial requiere de una decisión política porque para implementarlo sería necesario establecer políticas de Estado que trasciendan a los diferentes gobiernos, pues ha sido diseñado pensando en los más altos intereses del país”.

Varela recordó que en la región, naciones vecinas como Brasil y Chile han tomado la iniciativa en la conquista del espacio. “De Argentina ni se diga y lo mismo ocurre con Ecuador que ya tiene un sistema aeroespacial que descansa en la interacción armónica y eficiente de todos sus componentes”, precisó.

La historia de la aviación en el Perú no es ajena al desarrollo de la aeronavegación en el mundo, pero por falta de políticas nacionales se le ha cortado las alas impidiéndole despegar. Por ello, el coronel Varela insiste en que nuestra aviación no sólo debería estar ligada a políticas de seguridad nacional, sino también al desarrollo e integración del país, que desde un punto de vista geopolítico está situado ventajosamente con relación a sus vecinos limítrofes.

Así las cosas, el proyecto del Sistema Aeroespacial Peruano es una propuesta seria, fruto del esfuerzo de los altos oficiales de la FAP comprometidos con su país y que bien merece ser estudiado y enriquecido para que en un futuro no muy lejano pueda verse materializado.

Luis Revoredo
Redacción


Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.