Nada mitiga el dolor

Entre conmovedoras escenas de dolor fueron veladas tres de las cuatro víctimas mortales del derrumbe en Miraflores. En su humilde vivienda del AAHH Rafael Belaúnde, en San Juan de Miraflores, familiares y compañeros obreros de Juan Lima (32), no comprendían el por qué de la muerte de su amigo, quien deja en la orfandad a dos hijos: Maricarmen (13) y Christian (10). Carmen Aquice Mendoza, esposa de Lima, mostró su preocupación por el futuro de sus hijos. Exigió a las autoridades se cumpla la indemnización ofrecida por la abogada de J&J Ingenieros SAC, Fabiola Bacca. La madre de Lima, Felícita Quispe, responsabilizó a la empresa por la tragedia.

| 02 mayo 2008 12:05 AM | Informe Especial | 724 Lecturas
Nada mitiga el dolor
El último adiós a los seres queridos, victimas de la informalidad.
Velan a obreros fallecidos. Alcalde de Miraflores reconoce rapidez en dar permisos para obras. Vecinos de construcciones mortales se quedan sin casa.

Más datos

DATO

Este lunes, los representantes de la constructora se reunirán con los familiares para tratar lo relacionado al pago de las indemnizaciones. Los familiares exigieron que no sean sólo promesas como ocurrió con la tragedia en La Victoria, el año pasado.
724

Al mismo tiempo, en el sector de Ollantay, en Pamplona Alta, eran velados los restos del obrero Luis Bocanegra, cuyos familiares impidieron el ingreso de los medios de prensa al entierro de su ser querido, pues afirmaron sentirse maltratados por reporteros de TV que interrogaron a los hijos de Bocanegra sin respetar el dolor de la pérdida. Jorge Huapaya, cuyo cuerpo salió junto con Lima de la morgue, fue velado en su vivienda de Ampliación 5 de Mayo, también en Pamplona Alta.

Los restos de Floro Ricaldi, la cuarta víctima mortal, fueron llevados hasta la ciudad de Tarma. Los tres obreros velados en Lima serán enterrados en el camposanto Parque del Recuerdo.

Culpabilidad
El alcalde de Miraflores, Manuel Masías, reconoció que se le está dando mayor importancia a la rapidez de los trámites municipales y se descuidan aspectos importantes como la supervisión de seguridad en las obras de construcción. Ahora, la familia Pinglo, dueña de la vivienda vecina, exige atiendan su caso, ya que su casa está a punto de caer (los cimientos se debilitaron tras el derrumbe) y ellos deben vivir en un hotel.

El alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio, reconoció que existe toda una cultura informal en algunas empresas constructoras que lleva a ignorar la norma y la ley en la realización de obras.

Durante la mañana, los familiares esperaban en los exteriores de la Morgue Central de Lima, se les entreguen los cadáveres. Por varias horas, la empresa no se comunicaba con los deudos. Fue después del medio día, cuando se apersonó la abogada de J&J Ingenieros SAC, quien aseguró que la empresa correrá con los gastos de la funeraria y del entierro.

Rubí Fox Bazán
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD