La historia recóndita de los ritmos negros

En territorio de los Estados Unidos, la concurrencia a un certamen de salsa dobla y triplica la de los gringos. 40,000 y 60,000 asistentes contra solo 20,000 de los nativos. La ciudad de Caracas Venezuela, está socialmente dividida en dos sectores urbanos: El barrio que escucha salsa y los sectores de niveles altos que prefieren el rock y el pop.

Por Diario La Primera | 29 ene 2009 |    
La historia recóndita de los ritmos negros
Han transcurrido 90 años con el son del Septeto Nacional de Ignacio Piñeiro, 70 años con La Sonora Matancera de Rogelio Martínez, 60 años con el mambo de Pérez Prado, 60 años de salsa, 4

La salsa y la timba tienen enorme influencia del jazz y del rock. El jazz, en sus diversos estilos, blues, ragtime, gospel, woksong o canciones de trabajo, strid, soul, swing, bebop (cool bop y hard bop), jungle blues, hot jazz, cool jazz, free jazz, bolero, jazz o bolero feeling, estilo Chicago, las bigbands y los combos y el rock con sus correspondientes estilos, pop rock, heavy metal, hard rock, slows’y o balada rock, rock balada, balada jazz, jazz balada, punk, funk, grunge, country rock y tecno rock, art rock, noise o ruido, free funk, indi, lo-fi, trash y rock sinfónico.

Salsa y timba son producto del mestizaje, de personalidad mulata y criolla. Estos géneros musicales tienen dos secciones rítmicas: el montuno, que lo lleva el piano, y el tumbao, que lo lleva el bajo. Estos dos géneros rítmicos y bailables están llevados por dos claves: clave 3 x 2 para la salsa y clave 2x3 para la timba. Claves que están enmarcadas en compás binario. Estas dos claves o células rítmicas son llamadas cinquillo o quintillo. En el Caribe y las Antillas existen también la clave de 8 x 6 y 6 x 8, que van en compás ternario.

Todas las claves
Clave también se denomina a la armadura del pentagrama o pauta. Clave de fa para los sonidos gruesos, graves y bajos; clave de do para los sonidos intermedios y clave de sol para los sonidos delgados, agudos y altos. Y clave también se llama y se nombra al antecesor y ancestro del piano: clave, clavicordio, clavecín, clavicémbalo y gravicémbalo, pianoforte o simplemente piano.

El añafil es instrumento de viento aerófono de metal y de embocadura de boquilla, de procedencia mozárabe y africana, antecesor primigenio del trombón y la trompeta. El trombón está generalmente en clave de sol. El piano maneja ambas claves. La mano izquierda, la clave de fa, y la mano derecha, la de sol.

Los instrumentos antes mencionados participan en las bandas, orquestas, agrupaciones, conjuntos, combos y ensambles de jazz, rock, salsa y timba.

Los tambores, congas y bombas también intervienen en estos ritmos, cuyos golpes y toques tienen funciones, denominaciones, nóminas o ritmopeas similares: premier, principal, primero, primo, prima, abridor, entrador, subidor, segundo, segunda, guiador, segundo, segunda, seguidor, punteador, acompañante, burlador, baleador, bulería, llamador, llamadora, quinto, quinta, quinteador, quinteadora, redublé, requinto, quinto segundo, jicamo, jicotea, tapa, t-pador, cerrador, salidor, bajador, quinto tercero.

Tremendo forrado, tremendo palangueo y tremenda fuga. Como dice el Gran Combo de Puerto Rico: no hay cama pa’ tanta gente.

Congas y bombas
El ejecutante de estos dos tipos de tambores, tanto congas como bombas, las tiene que cabalgar. Es como bailar y cantar con los mambos y solo en el tambor, adquiriendo y desarrollando así destreza rítmica y percusiva muy elaborada, que nunca antes ha sido desarrollada. El tema Muñeca de Eddie Palmieri no sólo canta a la jerma, y a la geva, también se refiere a la muñeca de la mano. Las congas se baten y replican del contra hacia el aro y las bambas se baten y repican de la orilla al centro. El rumbero moderno puede tocar las congas como bambas y las bombas como congas. El talón y el pie, la muñeca y la mano.

Hay que destacar que no sólo en África se usan tambores. Este instrumento de percusión o membránofono hace sentir su presencia en Palestina, Turquía, Aram, Arabia, Siria, Líbano, Israel, Asiria, Pakistán, la India, Indonesia, Mongolia, Indostán. También en China, Vietnam, Corea del Norte, Corea del Sur y Japón.

La música de África y los países en mención poseen rasgos comunes. No sólo tienen el uso de tambores, su música también se improvisa, también los instrumentos de cuerda o cordófonos y el principal, que es la voz humana.

Influencia árabe
La cultura árabe tiene presencia en Europa: Italia, Francia, Portugal, España. En Inglaterra hay fuerte presencia actual de emigrantes árabes. Presencia en África, Egipto, República Árabe Unida: Etiopia, Somalia, Somalia Italiana y Somalia Británica o inglesa, Eritrea. Presencia en Cercano Oriente. Arabia Saudita, Arabia Meridional, (Protectorado De Gran Bretaña), República Árabe de Yemen (Yemen Del Norte) República Popular Democrática de Yemen (Yemen Del Sur). La mayor parte de los instrumentos musicales de Europa, como la guitarra y el laúd, la gaita, proceden de los árabes. El vocabulario español contiene cuatro mil palabras de origen árabe y moro.

En Cuba se tañe el tres y en Puerto Rico, el cuatro. Y también en Cuba, Puerto Rico, Colombia y Venezuela se tañe el triple. En nuestra patria, el charango, porque la guitarra les resulta muy blanca. También se toca la antara o sicu, más conocida como zampoña y flauta de pan. Zampoña, sambuca y sinfonía son términos de origen árabe. Está muy de moda la cumbia, término africano del cual provienen cumbe, chuchumbe, morecumbe, icumbe, cumbiamba, cumbanchero, cumbiamba y culalambe.

Las denominaciones race and record, rhythm and blues, blues and booguie, y rock and roll corresponden a la cofradía de los negros. Hay que decirlo con honestidad frente a la historia y con gratitud al gran legado de los negros

William Shakespeare, el genial poeta y dramaturgo inglés inspiró gran parte de su obra en los sectores marginales y delincuenciales. El novelista y ensayista peruano Mario Vargas Llosa, con Luis Delgado Aparicio “Saravá”, dedicó a la salsa un programa en su serie de televisión “Torre de Babel”.

El diario El Comercio, por su parte, editó 10 discos compactos de salsa y timba, compendio y compilación titulada “En Son de Salsa”, a cargo de Mabela Martinez.

La bomba y la plena
En Puerto Rico no sólo se bailan la bomba y la plena. Están también el mapeye, la mazurca, la décima, la guaracha, la forma puertorriqueña, la yuba de San Turce y la yuba de Eloisa Aldea, el seis, que es el ritmo más popular y difundido y cuenta con 30 variantes. El aguinaldo, la trulla, que es un estilo jíbaro y rural, el asalto, de carácter urbano, y el bakine, los bailes en cadena que son de carácter rítmico y percusivo. No solo los peruanos tenemos el vals criollo. Cuba y Puerto Rico también tienen sus respectivos valses.

En el Perú hay que destacar el aporte de Nicomedes Santa Cruz como estudioso de lo afroperuano. Cuba cuenta con Fernando Ortiz y Helio Orovio, estudiosos de lo afrocubano, y en Puerto Rico destaca Lidia Milagros Gonzales, estudiosa de los afropuertoriqueño. Cuba y Puerto Rico cuentan con zonas campestres, rurales y del monte, mestizaje de negros e indios, que en Cuba les llaman guajiros, y en Puerto Rico, jíbaros.

De Inglaterra vienen los Beatles. En la sección de la batería antes de Ringo Star estuvo Pet Best, baterista, percusionista y estudioso de los ritmos caribeños y brasileños. De Inglaterra también son The Rolling Stones (en español Las Piedras Rodantes). El vocalista estrella de esta banda es Mick Jagger. En sus filas ha contado con el notable percusionista y baterista cubano Daniel Ponce. Sting, vocalista de The Police, compartió escenario con Rubén Blades.

Europa tiene los compases 4/4, 2/4, 16/8. Pero las baladas inglesas son de ritmo mucho más libre, intercalan muchos tipos de compás en una misma canción, como lo hace la música africana.

Carlos Santana, el gran guitarrista de rock, trabajó al lado de Orestes Vileto, virtuoso timbalero de salsa.

Para ser buen músico de salsa de timba y llegar a ser instrumentista, solista y concertista en esos géneros se requieren años de estudio. No en vano existe la palabra conservatorio.

En Colombia no sólo se baila la cumbia, también están el paseo, el porro, el fandango, y otros ritmos más. Está Eddie Martínez, destacado director, arreglista y pianista. Y el trombonista Alberto Barros.

Nada con la chicha
Yo no profeso, ni rezo, ni comulgo con la chicha y la tecnocumbia. La salsa y la timba como la chicha o la tecnocumbia, salieron de barrios marginales. La salsa y la timba evolucionaron musicalmente, la chicha y la tecnocumbia se quedaron al margen. Recordemos que el presidente militar Juan Velasco Alvarado expulsó a Carlos Santana y prohibió la importación de sus long- plays. Se impuso un bloqueo musical a Cuba y se difundió la cumbia-huayno o chicha.

Recordemos que Alan García en su anterior periodo presidencial realizó por dos años consecutivos el Cicla y trajo de Cuba al Grupo Irakere. Para candidatear por su segundo periodo lo hizo con salsa y reggaetón.

La salsa y la timba así como la chicha o tecnocumbia, salieron de barrios marginales, de zonas suburbanas. La salsa y la timba evolucionaron musicalmente en desarrollo melódico y armónico, y como rítmico, con gran riqueza de elementos histórico musicales, pero la chicha o tecnocumbia se quedaron al margen. La salsa y la timba merecen un estudio musicológico muy profundo, pero la chicha o tecnocumbia, sólo una atención sociológica. Son músicas subterráneas, clandestinas (underground).

La salsa y la timba, siempre contestarias, respondonas, regañonas y reprochonas. La chicha o tecnocumbia siempre muy complacientes.

Tener criterio amplio, mente amplia y abierta no quiere decir que uno tenga que decir sí a todo. El criterio que tengo no es por segregación racial, la salsa y la timba es negra, la chicha o tecnocumbia es chola, pero esto es sólo una característica. César Vallejo es poeta de talla universal.

Machu Picchu y La Fortaleza de Sacsayhuaman son obras arquitectónicas admiradas por el mundo entero. Admiro la música y danzas típicas como el huayno y el huaylarsh. Me parece que la chicha o tecnocumbia musicalmente no son un gran logro. La salsa y la timba son ritmos folclóricos. La chicha o tecnocumbia son producto del marketing y la publicidad. El reggaetón es un producto negro, pero musicalmente no tiene gran desarrollo.

Rainer Lévano
Colaboración


Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.