Gran socio de los capos

Uribe expidió varias licencias de piloto al Cartel de Medellín y logró el apoyo de Pablo Escobar cuando fue alcalde.

| 13 agosto 2008 12:08 AM | Informe Especial | 5.9k Lecturas
Gran socio de los capos
(1) Siendo Gobernador de Antioquia, Uribe se relacionó con los ‘capos’ de la droga. (2) La cocaína el gran negocio. (3) Pablo Escobar financió obras sociales de Uribe.
Uribe padre de la parapolítica (II)

Más datos

DETALLE

Los escándalos de Uribe en la Agencia de Aeronáutica Civil no tuvieron que ver únicamente con el narcotráfico. El 4 de enero de 1983, Nelson Sánchez Abaúnza relató cómo en esa entidad se habían extraviado 43 millones de pesos, aproximadamente 550 mil dólares actuales.
5941

“Una anécdota que grafica la forma en que las bandas de narcos gastaban sus millones, es cuando el ex peón de los Ochoa, Dayro Chica*, decidió casarse con una reina colombiana de la belleza, María Teresa Gómez Fajardo. La fiesta de matrimonio se realizó en el Club Campestre El Rodeo, de Medellín, y su costo fue superior a los cinco millones de dólares.

El regalo de bodas de Chica a María Teresa fue un automóvil deportivo blanco, Mercedes Benz. Pero fue mejor aún el de los Ochoa: un juego de ajedrez, con las piezas de oro. Como Dayro Chica les preguntara el motivo de tan exótico regalo, le respondieron "para que usted vea cómo un peón se puede comer a una reina”.

Joseph Contreras /Señor de las Sombras
Si el padre de Uribe tenía una clara ligazón con el narcotráfico, su familia no se queda atrás. Su hermano Santiago Uribe Vélez ha sido ligado a grupos paramilitares, especialmente al denominado “Los Doce Apóstoles”.

Germán y Jorge Iván Fernández Posada, primos por el lado materno, estuvieron vinculados a investigaciones por narcoparamilitarismo en 1999. Otro primo, Mario Uribe Escobar, fue ponente en el Senado de un proyecto de ley, luego aprobado, que otorga el perdón y el olvido a los crímenes de lesa humanidad cometidos por los narcoparamilitares.

William Vélez, otro primo, amigo personal de Pablo Escobar, fue presidente de la Cámara de Representantes. Un video muestra a William, Alberto Santofimio Botero y a Pablo Escobar, junto a Jairo Ortega, en Envigado; allí William Vélez lanza vivas al capo del narcotráfico y lo califica de “noble y brillante figura del Partido Liberal”.

El alcalde de Escobar
Siendo gobernador de Antioquia, el jefe de su gabinete fue Pedro Juan Moreno, acusado por la DEA de haber utilizado su compañía para adquirir 50,000 kilos de insumos químicos a fin de procesar cocaína.

Este no fue el primer vínculo de Uribe con el narcotráfico. Durante el tiempo que éste fue director de la Agencia de Aeronáutica Civil de Colombia (1980-1982) numerosas licencias de piloto fueron dadas al Cartel de Medellín, permitiendo a sus pilotos volar con grandes cantidades de cocaína hacia los Estados Unidos. Asimismo, el cartel de Cali contó en un determinado momento con dos Boeing 727, con un Caravelle y con tres Lockheed Electra, que viajaban impunemente por el mundo entero cargados de cocaína.

Su segundo en la autoridad de aviación era un hombre llamado César Villegas, más tarde condenado a cinco años de cárcel por su conexión con el cártel de Cali, y asesinado posteriormente.

Siendo Rodrigo Lara ministro de Justicia, ordenó paralizar treinta aeronaves a los Ochoa, diez a Pablo Escobar, diez a Gonzalo Rodríguez Gacha y cuatro a Carlos Lehder Rivas. Meses después el ministro era asesinado.

Según el best-seller sobre tráfico de droga, titulado "Los Jinetes de la Cocaína", siendo alcalde de Medellín, Uribe apoyó la construcción de un barrio para gente pobre conocido como 'Medellín sin Tugurios' y un programa cívico que condujo a la plantación de miles de árboles en la ciudad.

Quien financió ambos proyectos en un intento por mejorar su imagen pública y conseguir votos para llegar al Congreso fue el conocido ‘capo’ Pablo Escobar. En las elecciones parlamentarias de marzo de 1982 resultó electo.

Uribe Vélez no inauguró “Medellín sin Tugurios”. Pero sí presentó el programa de Escobar en Bogotá. Durante su mandato edil, viajó a la capital con una delegación de funcionarios y lo puso como ejemplo de los proyectos de vivienda social.

Según el mandatario, ese programa de viviendas ya estaba en marcha cuando accedió a la alcaldía. A propósito, fue nombrado por orden directa del presidente de la República, Belisario Betancur, quien le quería agradecer al padre de Uribe el apoyo financiero que le había prestado a su campaña.

Uribe sólo duró cuatro meses en la Alcaldía de Medellín, la segunda ciudad más importante de Bogotá. Cuando presentó su renuncia irrevocable, se dijo oficialmente que se debía a una crisis política, causada por las diferencias que tenía con el gobernador, de apellido Villegas.

Pero el hecho real parece ser que lo obligaron a renunciar por sus vínculos con el narcotráfico.

Un día de finales de 1982, fue invitado a una cumbre medio clandestina, que tenían Escobar, los Ochoa, Lehder y Rodríguez Gacha. Uribe fue y, grave error, aceptó que le enviaran un helicóptero y que lo llevaran hasta el sitio del encuentro.

Villegas se enteró ese mismo día y avisó a Betancur. Al presidente no le quedó otro camino: Uribe debía salir de la Alcaldía. Pero como él también tenía vínculos con algunos ‘capos’, decidió que debía esconderse el verdadero motivo.

Julio Altmann
Redacción

Loading...


En este artículo: | | | | | | | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD