Basta de pobreza, clama Apurímac

El duro revés que sufrió en la Amazonía el pensamiento de “El perro del hortelano”, se va extendiendo y toma cuerpo en todo el Perú, pues “los perros del hortelano” –léase las comunidades nativas o andinas– han decidido asumir un rol más activo en la fiscalización y manejo de sus recursos. Los amazónicos, con la solidaridad del país, la firmeza y presión de la Comunidad Internacional hicieron retroceder al gobierno. Apurímac y Cusco también le han dicho no a esa política. Apurímac, además, clama para acabar con la pobreza.

| 24 junio 2009 12:06 AM | Informe Especial |3.9k Lecturas
Basta de pobreza, clama Apurímac 3915  

Apurímac tiene siete provincias y 82 distritos con una población de unos 400 mil habitantes. Su ingreso familiar promedio mensual no pasa de S/. 150.00. Esto explica la baja calidad de vida. Los apurimeños están conscientes de que esa realidad debe ser entendida y afrontada mancomunadamente por el gobierno central, el gobierno regional y los municipios, con una fuerte fiscalización social bien informada, única manera de no ser engañada ni manipulada.

En el Perú la inversión pública llega al 3% mientras la inversión privada abarca el 97%, pero estos lo hacen sólo en sectores y lugares que les garanticen rentabilidad. En Apurímac la inversión privada casi no existe, aparte del rubro minero, cuyos beneficios no tienen mayor efecto multiplicador. Por otro lado, la ausencia de capitales frescos y la lejanía de mercados importantes dificultan las pequeñas y microinversiones, cuya sumatoria resultaría vital para el despegue de la región; para lo cual es indispensable fortalecer la educación, entre otros factores.

Los gobiernos regionales
Las últimas gestiones del gobierno regional no han tenido la capacidad de proponer una visión de desarrollo regional. La del presidente actual, David Salazar Morote, ha demostrado absoluta incapacidad de gestión de gobierno.

La estructura productiva de Apurímac la encabeza el sector agropecuario –de baja productividad y rentabilidad– que aporta con el 30% del PBI Regional y da empleo al 60% ó 70% de la PEA apurimeña. Los sectores comercio y servicios aportan en promedio el 55% del PBI Regional, peculiar situación que hace de Apurímac una economía frágil, dependiente y terciaria. Las actividades como la empleocracia, el comercio y servicios no generan valor agregado, que son la única forma de incrementar riqueza y valor.

El sector industrial es casi inexistente y aporta menos del 5% al PBI Regional, mientras que la minería muestra un ligero incremento, aportando hoy un modesto 10% del PBI.

El PBI apurimeño per cápita nos muestra el reparto hipotético de la producción final de un año entre toda la población. Así, desde 1995 al 2006 este indicador se duplicó hasta llegar a S/. 1,468 anuales ($ 460.00). Para entender la magnitud de la pobreza en Apurímac basta comparar con los PBI per cápita de los países desarrollados que en promedio ascienden a $ 35,000.00 anuales (cerca a S/. 120,000.00); y si no quedó claro, permítasenos comparar el PBI nacional, con el PBI del sur y el PBI de Apurímac. En cifras absolutas se puede concluir que el aporte económico de la Región Apurímac al PBI nacional resulta insignificante: su contribución es 0,5% al PBI nacional. Esto significa que si los apurimeños dejaran de trabajar, el PBI nacional no se contraería significativamente. ¿Será por eso la indolencia e indiferencia con Apurímac por parte del gobierno? o ¿será que la condición de ciudadanos de segunda o tercera -según versión presidencial- no lo amerite?

Muchos han cifrado sus esperanzas para el despegue de la región en las grandes inversiones mineras. La experiencia de la inversión minera en el Perú es frustrante. La legislación está hecha a medida de las transnacionales y cuando los precios internacionales quintuplicaban utilidades, al gobierno no se le ocurrió normar impuestos a las sobreganancias.

El turismo y la agroindustria son alternativas para el desarrollo, pero requieren de vías de comunicación que pongan fin a la situación de archipiélago de territorios aislados que tiene actualmente Apurímac, desarrollo vial que es uno de los reclamos de la protesta de Andahuaylas.

Loading...


En este artículo: | | | | | | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Diario La Primera ha escrito 125390 artículos. Únete a nosotros y escribe el tuyo.