Lágrimas de cocodrilo

Tras una semana llena de críticas por la preferencia al ex de la presentadora, el Gran Show se lavó la cara al despedir a su héroe favorito Roberto Martínez, quien se aleja definitivamente del programa debido a una dolencia muscular.

Por Diario La Primera | 26 jul 2010 |    
Lágrimas de cocodrilo
Se acabó la telenovela hecho reality y la Señito le sacó el último provecho. Total, hasta hacen llorar vírgenes para la cámara.

En la despedida, el set se llenó de sentimentalismo con una Gisela Valcárcel de las mejores actrices que tiene nuestra televisión –interpretándose a ella misma-. Faltaban los charros.

El ex futbolista confesó que separarse del reality fue una decisión difícil. “Hay una parte tuya que desea continuar, pero hay otra que te dice: Ya para. Son sentimientos encontrados”, dijo.

Ante el pedido del público por un beso de despedida, Martínez dio a entender que la otra parte no quiso. Por su parte, la Señito explica la despedida de su héroe “La última vez que nos vimos te dije: No quiero volver a verte.

Y, si algún día me cruzo contigo, cuídate de estar a siete kilometros de distancia de mÑ Esta nueva mujer te dice ahora: Roberto, quiero volver a verte y quiero tenerte siempre bien, como estás. Que Dios te bendiga y cuida cada minuto de tu vida”, dijo, derramando algunas lágrimas sobre el maquillaje.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.