El último adiós

Coreando sus conocidas canciones, un multitudinario mar humano despidió a Mercedes Sosa en el cementerio de La Chacarita, donde se dio el último adiós a la matriarca de la música gaucha. Los restos de la recordada “Negra” fueron cremados y serán esparcidos en tres ciudades, como fue su voluntad.

| 06 octubre 2009 12:10 AM | Espectáculos | 488 Lecturas
El último adiós
Pueblo argentino despidió a Mercedes Sosa, matriarca de la música Argentina, y declararon tres días de duelo.

Más datos

SUS CENIZAS

El hijo de la artista, Fabián Matus, confirmó que las cenizas de su madre serán esparcidas en los próximos días en su natal Tucumán, Mendoza y Buenos Aires, las ciudades que tanto amó.
488

Al camposanto de Buenos Aires, y a unos metros de la tumba de la leyenda del tango, Carlos Gardel, arribó ayer al mediodía el cortejo fúnebre de una cantante que con su voz se ganó los corazones de gran parte de la sociedad argentina.

Previamente sus restos fueron velados 24 horas en el Congreso de Argentina, a donde llegaron sus más humildes seguidores al igual que conocidas personalidades gauchas como Charly García, Gustavo Cerati y Luis Alberto Spinetta, o personalidades como Diego Armando Maradona y la presidenta Cristina Fernández.

El paso del cortejo desde el Palacio Legislativo hasta el cementerio fue cobijado por ovaciones intermitentes de ciudadanos que se detenían para ofrecerle un último adiós.

La despidieron cantando
La despedida adquirió así un tono festivo, hombres y mujeres ondeaban pañuelos y sonreían, mientras otros entonaban a coro algunas chacareras, esas emotivas canciones propias del folclore argentino que “La Negra” mostró al mundo.

La solemnidad se recuperó un rato durante la misa de cuerpo presente que se ofreció a la artista que murió en las primeras horas del domingo, a los 74 años de edad, luego de una larga agonía de 16 días.

“Se ve, se siente, La Negra está presente”, gritaron algunos una vez terminada la ceremonia religiosa, mientras el cuerpo era trasladado al crematorio.

“No se va, La Negra no se va”, advertían otros, con la convicción de que el canto de Sosa, bautizada ya como “La voz de América”, será inmortal.

El duelo por la muerte de Sosa se manifestó no sólo en el Congreso y en el cementerio, ya que las banderas de los edificios amanecieron a media asta por el luto nacional decretado por la presidenta Fernández y que durará tres días.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Deje un comentario