El poder de la salsa

Más de 25 mil almas vibraron y bailaron con la mejor salsa del mundo. Alrededor de las 10 de la noche se encendieron las pantallas laterales del escenario ubicado en la tribuna sur, para que uno a uno, los integrantes de La Fania All Stars hicieran su entrada. Los aplausos eran ensordecedores. La emoción era, sin duda, el preludio de una noche que sencillamente sería magnífica.

Por Diario La Primera | 25 noviembre 2012 |  1.6k 
El poder de la salsa
La Fania All Stars hizo bailar a más de 25 mil personas en una noche inolvidable.
1662  

Ismael Miranda, Adalberto Santiago, Cheo Feliciano y Bobby Cruz en voces, así como con Papo Lucca y Larry Harlow en el piano, Bobby Valentín en el bajo, Nicky Marrero en los timbales y Roberto Roena en el bongó, los artistas demostraron lo mejor de su música, dándose un espacio también para homenajear al inmortal Héctor Lavoe.

En el Estadio Nacional no hubo tema que no fuera conocido por los asistentes: “Descarga Fania”, “La Cartera”, “El Rey de la puntualidad”, “El cantante”, “Mi gente”, “Señor sereno”, “Borinquen tiene montuno”, “La palabra adiós”, “Sin tu cariño” fueron cantados, bailados y aplaudidos. La simbiosis entre los músicos y el público fue la mejor prueba de que la salsa es uno de los géneros que nunca morirá.

Cerca de las 11:30 p.m., le tocó el turno a Rubén Blades, que se reencontró con la Fania luego de más de dos décadas. El mejor de los tres temas que tocó “El doctor salsa” fue sin lugar a dudas “Juan Pachanga”.

Presencia peruana
Por su parte, Cheo Feliciano arrancó el show con “Nina” y “Anacaona” para luego compartir escenario con la criolla Eva Ayllón, quien no desentonó al cantar a dúo un bolero con el “único negro que suda miel”.

Finalmente, los salseros cerraron el concierto con los míticos temas “Quítate tú” y “Ponte duro”.
Referencia
Propia

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.
    Loading...

    Deje un comentario