Dejó la TV por el budismo

A los 12 años Charo Verástegui no imaginó que un libro sobre budismo le cambiaría la vida, al punto que -años después- fuera la causa para dejar su carrera en la actuación. Hoy, la actriz nos cuenta cómo vive intensamente sus dos romances: el budismo y su esposo Gianfranco Brero. Además, prepara su regreso a la pantalla chica a través del programa de cable “Mamma mia” el cual conducirá con Rebeca Escribens

| 01 febrero 2009 12:02 AM | Espectáculos |6.6k Lecturas
Dejó la TV por el budismo
Tras ocho años lejos de la actuación y dedicada a la religión, Charo Verástegui, esposa de Gianfranco Brero, vuelve con programa ‘Mamma mia’, en el cable.
6612

“Mi esposo me convenció a volver. Cuando me explicaron que era un programa de guía para las madres, me gustó. Rebeca me ha caído súper bien; ambas somos diferentes, pero nos complementamos. El lunes (mañana) grabamos el primer programa”, cuenta Charito sobre su debut en la conducción.

-¿Por qué decides alejarte de la actuación?
-Desde chica soy budista. La actuación siempre me gustó, pero sentía que ya no era libre, me aburrí, quería vivir mi vida, no la de otros, enfrentarme a mí misma. Lo último que hice en televisión fue con Michael Gómez, y ‘Amor Serrano’ con Tulio Loza.

-El budismo pudo más….
-En escoger ni me demoro, prefiero el budismo, no me interesa vender empanadas. La actuación no me transforma. Hace dos años conocí a Dalai Lama, en Cusco, fue como un sueño. Lloré de alegría.

-Gianfranco y tú pasaron etapas difíciles, cuéntanos como fue eso…
-A mi esposo lo botan de “Natacha”, no sabíamos qué hacer, se nos ocurrió ir a vender pizzas a Ancón, en la puerta de la casa de playa de un tío. Nos fue bien, porque eran los tiempos del cólera y la gente no comía cosas crudas. Después nos mudamos. Luego teníamos un pequeño espacio en San Isidro, donde teníamos clientes “de luxe” como Jaime Bayly.

-¿Ustedes se conocieron en el teatro?
-Sí, estudiamos en la Universidad Católica. Ambos estábamos casados. Él se fue a París y cuando regresó ya estaba solo, nos reencontramos en el teatro y en los ensayos -por los espejos- nos dábamos miraditas. Así comenzó todo.

-¿Cuánto tiempo hace de ello?
-Más de 20 años. Es asombroso, nos queremos como chiquillos, pero también nos mandamos al diablo. Mi esposo es el amor incondicional, tiene un genio de miércoles (risas), pero es muy noble.

-Actualmente, ¿tienes propuestas para actuar?
Tengo una oferta de una película, pero vamos a ver, hace poco me llamaron para estar en la serie de ‘La Muñequita Sally’, pero no acepté.

Samantha Aguilar
Entrevista

Loading...


En este artículo: | | | | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Diario La Primera ha escrito 125390 artículos. Únete a nosotros y escribe el tuyo.