¿Qué son las Acciones de Inversión?

El escándalo armado sobre el proyecto de ley que plantea el canje de acciones de inversión por acciones comunes según valor nominal, se ha focalizado en Javier Diez Canseco y el supuesto conflicto de intereses. Sin embargo, poco se habla del problema de fondo que es el de las acciones mismas y las personas que están detrás de ellas que están lejos de la imagen del especulador bursátil típico.

| 08 noviembre 2012 12:11 AM | Especial | 26.9k Lecturas
¿Qué son las Acciones de Inversión?
LOS TÍTULOS VALORES EN DEBATE
26932

Las Acciones de Inversión son títulos valores que fueron emitidos a nombre de los trabajadores de las empresas del sector privado, para su participación en el patrimonio de la empresa; en la actualidad muchos de ellos son cesantes, jubilados y hasta herederos.

Las actuales acciones de inversión, tienen su origen en el Decreto Ley Nº 18350 (Ley General de Industrias) y en el Decreto Ley Nº 18384 (Ley de las Comunidades Industriales), ambas normas dictadas en el año 1970.

Estas acciones fueron originalmente comunes o de capital, emitidas por las empresas a nombre de la Comunidad Industrial, mediante la deducción del 15% de la utilidad neta anual, libre del impuesto a la renta. Acciones que debían individualizarse a nombre de cada trabajador hasta alcanzar el 50% del capital social de la empresa emisora, y que otorgaban a sus titulares el derecho a su participación en la propiedad de la empresa y a representarse en la Junta General de Accionistas y el Directorio.

Posteriormente en el año 1977, mediante el Decreto Ley Nº 21789, se elimina el acceso de los trabajadores a la propiedad, anulándose las acciones comunes de la comunidad adquiridas hasta ese año convirtiéndolas en acciones laborales. Luego en el año 1991 mediante el Decreto Legislativo Nº 677, pasan a denominarse acciones del trabajo, manteniendo su vigencia hasta que su titular y la empresa emisora acuerden su redención. Finalmente, en el año 1998, en virtud de la Ley Nº 27028, se cambia nuevamente su denominación a acciones de inversión, que se mantiene hasta el presente.

Estas acciones sin embargo, a criterio de la Quinta Disposición Final de la Ley Nº 26887, Ley General de Sociedades: “en ningún caso el término acciones incluye a las acciones del trabajo (hoy acciones de inversión) ni el término accionistas a los titulares de éstas”. Esto es las acciones de inversión, no son acciones; y los miles de titulares, no son accionistas.

Es decir que se trata de “acciones atípicas” que no tienen lugar en el ámbito del accionariado del empresariado peruano, porque están fuera del marco de la Ley General de Sociedades

Los tenedores de estas “acciones” no son accionistas ni tienen todos los derechos de éstos. Económicamente hablando corren el mismo riesgo ante las fluctuaciones de la bolsa, pero no tienen decisión sobre el uso y destino de las utilidades.

El Directorio no tiene obligación de velar por sus intereses ni escucharlos. Al no ser accionistas, el Directorio no está obligado a cumplir con los deberes de actuar con la diligencia de un ordenado comerciante y un representante leal que tiene para con los accionistas según la Ley General de Sociedades.

Los tenedores de acciones de inversión no pueden demandar como accionistas al directorio o gerencia por malos manejos, pues no son accionistas. No tienen la salida judicial en calidad de accionistas como un medio para hacer valer sus intereses porque no son considerados accionistas.

La ausencia de derechos básicos configura escenarios propicios para la consumación de irregularidades para los accionistas de inversión.

Con un intercambio de acciones de inversión por acciones comunes, las empresas se benefician porque se le entrega más profundidad (volumen) a sus acciones y esto ayuda a generar más liquidez y a su vez mejoras en el valor de la acción de la empresa.

Con un mejor valor, los trabajadores podrían decidir vender finalmente sus acciones y, con esto, obtener capital para necesidades personales o familiares o para iniciar un pequeño negocio que puede ser una unidad productiva familiar contribuyendo así a la actividad económica nacional.

En la actualidad, los tenedores de acciones de inversión (coticen o no en bolsa, ojo… porque fuera de bolsa hay muchas acciones de inversión) no tienen ni voz ni voto en la empresa y, por tanto, no pueden decidir respecto a la entrega o no de dividendos; no pueden participar de las Juntas de Accionistas (fiscalización de la administración) y no pueden emprender procesos judiciales como accionistas a los miembros del directorio o de la administración (gerencia).

También, si existiera una toma de control en las empresas por parte de un comprador importante, los tenedores de las Acciones de Inversión no entrarían en la Oferta de Compra, pues la ley solo obliga a los accionistas que tengan voto. Por lo tanto, las oportunidades económicas que se derivan de la oferta de compra por la toma de control no pueden ser aprovechadas por los accionistas de inversión.



Interés general
Diversos especialistas coinciden en que abordar la problemática de las acciones de inversión es importante. El mismo MEF, en el año 2001, en el marco de una reforma del mercado de capitales, presentó un proyecto de ley para el tema de las acciones de inversión.

La Superintendencia del Mercado de Valores entiende que estas acciones son un problema para el mercado de valores peruano (no existe algo así en el mundo), y tan es así que la ley que promueve el canje o redención de acciones de inversión vino acompañada de incentivos en las comisiones que ésta cobra a las operaciones en bolsa que se realizaran para este fin. Lamentablemente, la ley no tuvo la acogida esperada por ser el cambio voluntario y no obligatorio.

Anteriormente se habían realizado voluntariamente por parte de las empresas los siguientes canjes:

Buenaventura (1 a 1, según valor nominal)

Milpo (1 a 1, según valor nominal)

Alicorp (1.1 acciones de inversión por 1 acción común, NO siguió valor nominal).

Los medios informan de los supuestos beneficios que habrían tenido los poseedores de este tipo de acciones en bolsa de haberse aprobado el proyecto de ley. Pero no informan que el proyecto de ley que se le cuestiona a Diez Canseco busca el canje no solo de acciones de inversión que cotizan en bolsa, sino de las que no cotizan en bolsa que son muchas y que existe más probabilidad de que estén en manos de los trabajadores originales y no en manos de terceros.

Se plantea que en la actualidad los que tienen las acciones de inversión ya no son los trabajadores de empresas industriales, sino inversionistas. ¿Sabían que las AFP’s son quizá los inversionistas con mayor cantidad de estas acciones? El valor de lo que tienen en los fondos de pensiones al cierre de abril del presente se muestra a continuación:

¿Sabían entonces que de existir este cambio los principales beneficiados serían los millones de ciudadanos peruanos que tienen sus pensiones en los fondos que administran las AFP’s? Los millones que tienen el dinero de sus pensiones en acciones que no son acciones y que no tienen derecho de asistir a las juntas de accionistas y no tienen ni voz ni voto en las decisiones económicas (como reparto de utilidades) de las empresas.

El Grupo El Comercio siempre ha reaccionado de manera fuerte frente a este tema. Es importante mencionar que El Comercio tiene 58,002,256 acciones de inversión en circulación valorizadas en bolsa al mes de setiembre en aproximadamente 620,624,139 soles. También, es importante mencionar que tendrían algunos enfrentamientos legales con sus extrabajadores que aún poseen este tipo de acciones ¿No sería mejor que de cara a la transparencia cuando los diarios del Grupo El Comercio informen sobre este tema digan que ellos tienen acciones de inversión?

Además, el director del diario Peru 21 ha sido director de AFP Integra en el momento en que ésta decidió la venta de acciones de inversión de Backus a precio huevo, según lo denuncia Diez Canseco en su libro “El Faenón cervecero”.

Si es un tema que JDC promueve para sus propios intereses o de allegados ¿por qué han existido más de 11 proyectos de ley en torno al tema? ¿No será que este proyecto refleja realmente un interés de un grupo de ciudadanos?

Efectos del proyecto de ley
El canje de las acciones de inversión busca restituirles los derechos políticos a un tipo de acción cuyos tenedores actualmente solo tienen derechos económicos. El problema es que estos derechos económicos se ven afectados por el ejercicio del derecho político. Por ejemplo, cuando se decide en junta de accionistas no repartir dividendos… y esto año tras año….

En todo caso, un efecto a nivel bolsa se podría ver en el corto plazo pero esto dependerá del precio de las acciones común y de inversión en ese momento. En algunos casos puede ser un efecto positivo y en otros, negativo. Si no se puede tener control de estos precios en el momento de aprobarse el proyecto de ley porque es un efecto que lo decide el mercado por miles de factores (perspectivas de crecimiento de cada empresa, liquidez, riesgo país, riesgo sectorial, riesgo internacional, etc.) y no por una sola ley. Entonces ¿cómo así este proyecto puede buscar un beneficio económico del cual no tiene control y puede ser positivo o negativo? Por ejemplo, para el caso de Backus por lo general las acciones de inversión han tenido mejor cotización que las acciones comunes en cuyo caso un cambio de tipo de acciones habría tenido un efecto inicial negativo para el tenedor.

El gran efecto que sí tendría este canje según proyecto de ley es que los millones de afiliados tendrían ahora en sus portafolios una acción que realmente es una acción reconocida por la Ley General de Sociedades y con posibilidad de asistir a las Juntas de Accionistas y controlar y fiscalizar al directorio y a la administración de la empresa para que ésta genere valor para todos los accionistas y no solo para el grupo controlador. Además se disminuye el riesgo de conflictos de interés que las AFP’s tienen y que han mostrado en intercambios pasados que pueden desprenderse de Acciones de Inversión a ratios de intercambios que no han seguido el valor nominal (que es un criterio de cambio justo y técnico) sino que se han hecho con castigo a las Acciones de Inversión (con castigo a los fondos de pensiones de los millones afiliados) como es en el caso de Alicorp donde canjearon 1.1 Acciones de Inversión por 1 Acción Común o como en el caso de Backus y la venta de las Acciones de Inversión a precios que representaban un castigo, proporcionalmente hablando, de alrededor de 4 veces el valor de la acción sin voto.


Raúl Wiener
Unidad de Investigación


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

0.335490942001