…Era blanquiñosa la Flor de la Canela

Este texto, que el tiempo había empujado injustamente al olvido, ha sido rescatado por su autor en exclusiva para LA PRIMERA. Es una entrevista del gran Jorge Vega “Veguita” con la famosa compositora Chabuca Granda, limeñísima en todo sentido, aunque haya nacido en Apurímac. Es un escrito digno del aplauso. Cuando fue escrito, “Veguita” tenía 17 años de edad y la canción “La Flor de la Canela” tenía ya cinco años. Recordemos a Chabuca y disfrutemos el texto del gran librero de viejo.

| 24 abril 2012 12:04 AM | Especial | 5.2k Lecturas

Más datos

LETRA PARA LA HISTORIA

Déjame que te cuente limeño,
déjame que te diga la gloria,
el ensueño que evoca la memoria,
del viejo puente del río y la alameda.

Déjame que te cuente limeño,
ahora que aún perfuma el recuerdo,
ahora que aún se mece en un sueño,
el viejo puente, el río y la alameda.

Jazmines en el pelo
y rosas en la cara,
airosa caminaba,
la Flor de la Canela.
Derramaba lisura
y a su paso dejaba,
aromas de mixtura,
que en el pecho llevaba.

Del puente a la alameda,
menudo pie la lleva,
por la vereda que se estremece,
al ritmo de su cadera.
Recogía la risa
de la brisa del río
y al viento la lanzaba
del puente a la alameda.

Déjame que te cuente limeño,
¡ay! deja que te diga,
moreno mi pensamiento,
a ver si así despiertas del sueño
del sueño que entretiene
moreno tu sentimiento.

Aspira de la lisura
que da la Flor de Canela
adornada con jazmines
matizando su hermosura
alfombra de nuevo el puente
y engalana la alameda
que el río… acompasará
su paso por la vereda (al estribillo)
y recuerda que…
5201

Chabuca Granda y Larco se llama la inspirada compositora del vals criollo más popular del momento. Más de cinco años hace que “La Flor de la Canela” surgió del pensamiento de una hermosa dama, alta, de pelo rubio y piel blanca. Surgió de pronto para formar una bella canción con versos y música que tienen alma, corazón y sentimiento criollo. Y el vals prendió en el corazón del pueblo que la hizo su canción favorita porque hay mucho en su música y en su inspiración que hace vibrar sus fibras más íntimas.

QUIERE MUCHO A LIMA
Limeña de estirpe, ama profundamente la tradición noble y pintoresca de esta ciudad señorial. En todas sus composiciones, que son varias, Chabuca Granda procura revivir leyendas de embrujo, retratar personajes típicos que son esencia de esa Lima de nuestros abuelos que se va perdiendo lentamente ante el empuje irresistible de las mezcladoras de cemento y de las atrevidas y utilitarias concepciones de la arquitectura moderna. “La Flor de la Canela” es una canción de este tipo. Pinta con maestría y precisión la figura de la morena limeña, con toda la gracia y el garbo que la hacía irresistible cuando paseaba sus encantos por el “Puente y la Alameda”, llenando de admiración a los transeúntes. Resulta así, el vals de Chabuca Granda, una bella evocación, que cautiva y encanta por su fuerza descriptiva y su delicada sentimentalidad.

DE UNA CONFERENCIA SACA EL TEMA PARA SU VALS
Cierta vez, la compositora que tiene afán de cultura y frecuenta los círculos y reuniones musicales y literarios, escuchó una conferencia del doctor Raúl Porras Barrenechea sobre “Piedad para el puente, el río y la alameda”. Ahí surgió la canción. A los pocos días tenía lista la letra, y la música comenzó a fluir rápidamente de entre las mismas palabras evocadoras del vals. Dos típicas morenas de Abajo el puente, las hermanas Victoria y Zoila Angulo, la ayudaron con su belleza y su criollismo auténtico a plasmar la figura de “La Flor de la Canela”, cuya descripción corpórea y espiritual corresponde precisamente a las dos personas mencionadas.

CARLOS SACCO, SU FAVORITO
La canción popular que más le gusta a Chabuca Granda es el vals “Rosa Elvira”, de Carlos Sacco. Este gran maestro de la bohemia y el canto, junto con el inmortal Felipe Pinglo, acaparan la admiración de la popular compositora. Al afirmar que le sorprende la inusitada popularidad que ha tomado últimamente “La Flor de la Canela” expresa que, después de los “Morochucos” son “Los Chamas” y Luis Abanto Morales quienes han contribuido a que esto sea así, con sus interpretaciones magistrales y llenas de fervor genuinamente criollo.

LIMEÑA HASTA LOS TUÉTANOS
Chabuca Granda y Larco es una limeña y peruana hasta los tuétanos. Diez generaciones de su familia han nacido en el Perú y vinieron con los primeros contingentes españoles. Su abuelo, José Granda, fue un filántropo, benefactor de artistas. Protegió durante la guerra con Chile a Carlos Bacaflor, a quien, por haber nacido en Arica, querían hacerle adoptar la nacionalidad chilena. Su estirpe y su sangre están de este modo empapadas de peruanidad y su espíritu vibra con cada manifestación pura del espíritu nacional. Por eso Chabuca Granda ama la música peruana, y ama nuestra tradición y nuestra historia.

LOS DÁVALOS, SUS PREFERIDOS
Como intérpretes del sentimiento popular, Chabuca opina que “Los Dávalos” son en la actualidad los que mejor lo hacen. “Son buenos músicos y cantan con emoción y arte las cosas del pueblo, interpretando su sentir con su delicadeza y su maestría”. No obstante el gran cariño que tiene por la música y el arte peruanos, Chabuca Granda profesa devoción por la música clásica. Sus autores favoritos son Bach, Beethoven y Chopin. Toca con bastante maestría el piano y la guitarra, pero solo para interpretar canciones populares. En sus años de colegiala, siendo alumna del colegio León de Andrade, hoy Sophianum, practicaba deportes, especialmente el tenis y el vóley.

BLANCA ES LA FLOR DE LA CANELA
Existe una aparente contradicción entre la autora del vals y el personaje de “La Flor de la Canela”. Esto si miramos el aspecto externo únicamente. Porque Chabuca Granda, la limeña de señorial estampa, modales delicados, porte distinguido, tez blanca, y rubios cabellos, tiene un espíritu ardiente y un corazón que rezuma sentimentalidad, como el de una morena pícara y jocunda, del más criollo de los barrios de Lima. Fruto de su inspiración son también “Callecita Encendida”, un vals de vocación y ensueño; “Lima de veras”, que mereció un premio de la municipalidad; “Tum-Tum, abre la puerta”, marinera festiva y brillante que fue premiada por el club “Los Leones”. Piensa seguir creando canciones populares porque está convencida de que hay abundancia de temas y motivos nacionales con los cuales se pueden lograr melodías capaces de obtener gran arraigo popular.

NI UN CENTAVO HA COBRADO POR LA FLOR DE LA CANELA
Chabuca Granda, compositora de piezas de delicado sabor popular, no ha cobrado ni un solo centavo por las grabaciones que se han hecho de su tan difundido vals “La Flor de la Canela”, composición que a cada instante surge de los radiorreceptores, de los pick-ups, y es interpretada por orquestas en las fiestas; y que se ha convertido indiscutiblemente en el éxito más resonante de estos tiempos, del cantar criollo. Chabuca Granda dice que quizá con el tiempo reclame los derechos que, como autora de esta pieza, le corresponden, pero que no lo hará por el momento, pese a que “La Flor de la Canela” ha batido récords de venta, agotándose más de cinco ediciones de este vals que surgió de una conferencia del doctor Raúl Porras Barrenechea. La autora de la pieza más popular que hoy canta todo el pueblo, luego de haber pasado desapercibida mucho tiempo, se siente sorprendida del éxito de su obra, después del periodo de poca importancia con que se acogió cuando irrumpió con sus notas desbordantes de auténtico sabor criollo hace varios años, trayendo en sus compases los recuerdos de esa alameda tradicional, el río hablador de un puente, añejo de historia, por donde transitó el garbo de la limeña morena. Este vals que debe haber reportado jugosas ganancias, sin embargo, por indiferencia de quien le ha dado la vida, no ha reportado ni un centavo a su autora.

AUNQUE NO HA ESTUDIADO MÚSICA
Sus dedos hacen que piano y guitarra vibren
No ha estudiado música, pero toca guitarra y piano al oído. Las obras de Chabuca Granda, la feliz compositora del éxito del momento, “La Flor de la Canela” y otras canciones, han sido transcritas a las líneas del pentagrama por Graciela Morales y el maestro Kosseleff.


JORGE VEGA


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | | | | | | | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD