Primero educación y salud

El prestigioso neurocirujano Vladimir Cerrón, candidato del Movimiento Perú Libre a la presidencia regional de Junín, expone sus criterios sobre el proceso de las elecciones del 3 de octubre próximo y sobre lo que está en juego en esos comicios.

Por Diario La Primera | 14 ago 2010 |    
Primero educación y salud
(1) Vladimir Cerrón enarbola un programa de fuerte contenido social. (2) Huancayo, capital de Junín, tiene grandes problemas por resolver. (3) Delimitar las tierras de las comunidades, tarea pendiente.
Junín

Más datos

Vladimir Cerrón Rojas, médico neurocirujano graduado en Cuba, magíster en neurociencias y doctor en medicina por la Universidad Nacional Mayor de San Marcos. Labora en EsSalud y es docente en la Universidad Nacional del Centro del Perú. Su arraigo potencial está basado en la acción solidaria desarrollada al haber intervenido innumerables pacientes de manera gratuita.

-¿Dr. Cerrón cómo observa el proceso político regional nacional a pocas semanas de realizarse las elecciones?
-Vemos que el proceso está entrando en una etapa de agudización no solamente de carácter electoral sino ideológico, político y programático, donde los medios de comunicación son los principales vehículos de la defensa de los intereses de quienes han sido sus soportes económicos y de quienes ofrecen mejores prebendas. Pero resulta importante resaltar que este proceso electoral ya no será solamente vecinal, como siempre ha pretendido hacernos creer la derecha, sino que se va recuperando la conciencia política y un parámetro fiable de lo que digo es que la juventud se va involucrando en ese cambio.

Usted como candidato es uno de los pocos que ha ido recibiendo crítica de sus detractores no solamente a nivel de la región Junín, sino también a nivel del Parlamento y a nivel de algunos diarios de edición nacional, pero el crecimiento de su candidatura es sostenida, ¿cómo explica este fenómeno?
-A la población no hay que hablarle mucho para que se dé cuenta de los fenómenos de alta corrupción y pérdida de valores éticos, morales y políticos que existe en la clase gobernante en todos los niveles de la vida nacional, por tanto, si a uno lo ataca un congresista para justificar su transfuguismo, un congresista de un Parlamento altamente desprestigiado a los ojos de la opinión pública, qué peso podría tener su palabra. Ninguno. Si el común de la gente es capaz de dilucidar al servicio de qué patrón se editan los diarios, no es fácil engañar a los ciudadanos. Podrán decir o creer que la población no está en capacidad de juzgar eso, pero se equivocan, el que compra un diario habitualmente sabe de que fuente quiere coger la noticia.

-Para algunos partidos nacionales los movimientos regionales se han constituido en una traba a sus aspiraciones y en algunos casos han culpado a los líderes regionales por promover los actos de violencia contra el Estado, ¿comparte Ud. esta opinión?
-Yo diría que los movimientos regionales se han convertido en la esperanza viva de los pueblos y en una solución más cercana a sus demandas, pero, además, son consecuencia de una descentralización política. Los movimientos han generado e identificado nuevos líderes en el proceso político e histórico de nuestra patria. Los pobladores los conocen mejor, es garantía de autonomía de las decisiones políticas que antes se tomaban en Lima; son más fiscalizables por la población y conocen mejor la realidad socioeconómica al ser hijos de su terruño. Ya no es el dedo que impone desde Lima quien será el candidato y por ende el futuro gobernante. Pero el principal problema que tienen los partidos nacionales es que los líderes regionales, por su misma credibilidad pasen a ser líderes nacionales, aunque sin partido, pero en mejor posición que los partidos, que carecen de líderes.

-En alguna de sus manifestaciones usted compartía el planteamiento de la federalización de las regiones, ¿es eso posible en nuestra realidad?
-Nosotros manifestamos que la democracia ha demostrado ser más eficaz en los países federados como Colombia, México, Venezuela, Argentina, Estados Unidos de Norteamérica, Canadá y otros, porque tienen más autonomía de manejar sus recursos sin hacer el papel de mendigos y sin que ello signifique, de ninguna manera, que el gobierno central no tenga poder sobre los estados federales. En el Perú, creo que la solución estaría en un punto cuasi intermedio entre la federalización y la regionalización, dicho en otras palabras, la misma regionalización pero con descentralización fiscal y económica, porque no es posible que el gobierno central aún maneje el 70% del erario público y las 25 regiones y todos los municipios del Perú compartan el 30%. Es imprescindible la democratización de la economía.

-A su entender, ¿cuáles son las prioridades que debieran atender todos los gobiernos regionales?
-Cinco puntos fundamentales. Lo primero es la educación. Los gobiernos regionales deben ser capaces de hacer llegar educación gratuita y de calidad a todos los pobladores. Hasta en países capitalistas altamente desarrollados de Europa, el Estado es quien se encarga de la educación, siendo esta gratuita. Digo esto porque ni siquiera es una divergencia ideológica, sino que esto pasa por la entereza moral que tenga cada Estado. El Perú aún ostenta una tasa de analfabetismo que es imprescindible abolirlo.

La salud es una segunda columna que debiera garantizarse. Nuestra potencia en salud, como país tercermundista, se mide por la mortalidad infantil y estamos en una tasa de 10 por mil, solamente en Junín el año pasado se murieron un promedio de 464 niños menores de un año de edad y la mortalidad materna bordeó las 84, y lo peor de esto es que la mayoría se muere por enfermedades totalmente curables en esta época, es decir. por una falta de una adecuada política de salud.

Los hospitales en los departamentos no son especializados, por ello planteamos que el hospital materno infantil regional, el clínico-quirúrgico-docente y el de medicina tropical (en caso de Junín), deben ser una prioridad en cada una de las regiones del Perú. La inclusión de un odontólogo en cada escuela debe ser una realidad, la salud bucal en el Perú es desastroza, esto se puede implementar prohibiendo toda publicidad del gobierno regional que en paneles luminosos gastan más de 6 mil soles mensuales, con ello podríamos asumir el salario de cinco odontólogos y si multiplicamos por los paneles que tienen en toda la región, creo que avanzaríamos bastante. Como neurocirujano te puedo decir que es triste estar interviniendo abscesos y empiemas cerebrales como complicación de simples caries dentales.

Así también, la implementación de la atención primaria en salud con los médicos de familia es clave, la amputación del diabético o la evacuación del hematoma cerebral, no resuelven el problema sino generan un discapacitado, esos problemas se resuelven afuera haciendo que el médico oriente al diabético y al hipertenso de sus cuidados antes de complicarse y recurrir al hospital.

No quiero abusar de su tiempo, solamente nombrarle en tal caso que la defensa de nuestro medio ambiente, la defensa de nuestros recursos colectivos y el impulso a la agricultura son otras prioridades que debieran tener los gobiernos regionales. Ahora, lo que he mencionado sería solamente una utopía, sino contrarrestamos algo más importante que es la corrupción, por lo que en todo esto es tácito que hay que combatir este mal.

-Dr. Cerrón, vemos que sus propuestas están priorizadas a resolver problemas sociales y no hay propuestas de infraestructura o carreteras, por ejemplo.
-Tienes razón, en la prioridad pero lo que te mencioné es lo que debieran hacer en aspectos generales todas las regiones. Ahora, si tocamos el punto específico de cada región, te diré que Junín tiene sus particularidades en tres zonas distintas, el valle del Mantaro, la zona altoandina y la selva central, cada uno con sus problemas. En el valle del Mantaro la construcción de un aeropuerto y una sala de convenciones internacionales son muy importantes. Serían la infraestructura que nos tendría conectados con el mundo, el impuesto que obtendríamos sería magnífico y estaríamos en puntería de desarrollo. En la selva la construcción de ciudad universitaria, la integración vial, la industrialización de nuestros productos es clave y finalmente la delimitación de tierras y defensa de las comunidades nativas. En la zona altoandina, la atención a la ganadería y la generación de valor agregado es imprescindible para evitar la monopolización de sus productos por dos empresas nacionales como ocurre. Pero el gran reto que tenemos es la generación de fuentes de empleo, pues con esto viene el salario y con la economía la población aumenta su nivel de vida.

-¿En el aspecto electoral nacional cómo se comportará su movimiento en caso se haga de la presidencia regional?
-Al ser elegido estaríamos en una situación de neutralidad porque una opinión podría entenderse como un direccionamiento hacia quienes dependen directa o indirectamente del gobierno regional. Pero si te puedo contestar ahora que soy candidato, Perú Libre es un movimiento progresista y siempre apoyará la idea de un partido que se comprometa por la reivindicación de los sectores más sufridos y pueda percibir en sus actores una dosis de honestidad y compromiso real, sobretodo con la juventud y la ñiñez para quienes el Estado no siempre ha tenido una política que les garantice bienestar a largo plazo.

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.