Contrabando: El enemigo económico del Perú

En enormes camiones o a través del “hormigueo”, son miles de productos los que ingresan al Perú sin pagar impuestos, afectando a la economía de nuestro país. LA PRIMERA llegó hasta los principales mercados y ferias de Puno y comprobó como los contrabandistas burlan y enfrentan a los policías y al personal de Aduana, esta actividad involucra al 70% de la actividad comercial de los puneños.

Por Diario La Primera | 05 jul 2012 |    
Contrabando: El enemigo económico del Perú
LA CULEBRA DEL SUR Y DEL NORTE

Más datos

PENAS LEVES

Seis años de cárcel pueden afrontar las personas que comercializan cigarros procedentes del contrabando de acuerdo con la ley de delitos aduaneros. Si son falsificados, la pena oscila entre los 8 y 12 años de cárcel. En cuanto a cigarros, la caja de marca Nirvana alcanza los 400 dólares, los cigarros Indy 150 dólares (sin filtro) y Golden Beach la caja a 180 dólares, venta solo al por mayor, todos con precios muy por debajo de lo normal.

Más de 500 millones de dólares deja de percibir el Estado peruano, por los impuestos que evaden los contrabandistas que ingresan ilegalmente a nuestro país, a través de la frontera de Puno y Bolivia, de ropas, telas, electrodomésticos y vehículos.

Solo para hacernos una idea de las pérdidas económicas que representa este enemigo para nuestro país, al año un aproximado de 3 mil millones de dólares mueve el contrabando de salida (el narcotráfico y la piratería de productos) y en el caso del contrabando de entrada se deja de percibir 1,500 millones de dólares.

Y es que, el contrabando en nuestro país se mueve entre la gente, transita una y otra vez por puentes, y se sube en lanchas a pocos metros de los puestos policiales fronterizos tal y como lo comprobamos durante un viaje realizado al lugar principal del ingreso de contrabando.

Esta ilegal mercadería llega desde Bolivia, Brasil y Chile y abastece los mercados de Juliaca con los más modernos televisores HD, 3D, laptops así como ropa, cigarrillos y licores de dudosa procedencia, todo a mitad de precio.

Un delito nada nuevo que se presenta y saluda a los policías de control fronterizo sin ningún problema y se muestra como amigo incondicional de los pobladores que lo defienden con armas, palos y piedras.

Según un informe de la Fiscalía Provincial Corporativa Especializada en Delitos Aduaneros y Contra la Propiedad Intelectual de la Provincia de San Román-Juliaca, un 30% de la población labora en el sector público y el 70% de la población puneña se dedica al comercio, especialmente informal, donde las mafias que se han organizado pertenecen a clanes familiares y étnicos.


Las modalidades de contrabando son diversas.

POLICÍAS EN DESIGUALDAD
En Puno, el contrabando tiene armas, teléfonos satelitales, informantes y capacidad logística que su rival, el Estado peruano, no tiene. Esta desigualdad, por parte de la policía contra los contrabandistas fue comprobada por LA PRIMERA, en el recorrido realizado a los mercados y ferias de contrabando y hasta la frontera de Puno con Bolivia.

Es así que también pudimos comprobar que personal poco capacitado resguarda nuestras fronteras del contrabando, ya que solo un policía de 23 años es el jefe de una caseta de control fronterizo en el poblado de Tilali, Han-cco Hancco y Bolivia y otros dos jóvenes policías inspeccionaban el ingreso y salida de vehículos.

Los policías nos informaron que en Hancco Hancco se realizan ferias de contrabando los miércoles y domingos, en donde toda la población de Puno y sus alrededores, llegan hasta este pueblo abandonado para comprar productos de pan llevar. “Tengan cuidado porque a veces puede haber contrabandistas que estén cruzando a territorio peruano”, nos advirtieron.

Asimismo en el Mercado Túpac Amaru-Juliaca, uno de los principales en la venta de mercadería de contrabando, los comerciantes no dudan en responderte si la mercadería es legal o no. “Señorita aquí no te podemos dar boleta de venta, ni factura porque todos trabajamos ilegalmente. Nosotros te vendemos pero no nos responsabilizamos del traslado”, dijo un comerciante que se identificó como Enrique al ofrecernos televisores full HD y 3D de 55 pulgadas a 4 mil soles cuando en las tiendas comerciales alcanza los 10 mil soles.


Luego los productos se venden en las ferias comerciales.

MODALIDADES
Existen tres modalidades de contrabando, según información manejada por la policía de Aduanas (entidad vinculada a la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria-Sunat).

La primera de ella es la “culebra del sur”, que traslada solo el 20% de la mercancía boliviana al Perú a través de pobladores que hacen de “hormigas”, (personas que cargando productos, una y otra vez cruzan el puente internacional de Desaguadero que une Puno con Bolivia).

La “culebra del norte” pasa el 80% de contrabando que ingresa a territorio peruano, lo hace gracias a convoyes de 80 a 100 camiones de hasta 24 toneladas, con 30 personas que resguardan el trasladado, ingresan por el poblado fronterizo de Hancco Hancco, con electrodomésticos, y almacenan la mercadería en las casas de los pobladores cercanos ante una eventual intervención policial.

La última modalidad es la “falsa declaración aduanera” (se realiza en puertos y aduanas terrestres), que no es nada más que la falsificación de documentos en electrodomésticos y placas de vehículos que realizan los contrabandistas, haciendo difícil la identificación de la mercadería y muchas veces logran pasar vehículos de último modelo a territorio peruano.

Después de un trabajo de seguimiento, Aduanas estableció que por la zona sur-este del país que entra por Iquique (Chile) y conecta (Tacna-Puno-Cusco), es por donde la mercadería de contrabando se reparte en un 80% a Lima y el resto a Moquegua, Arequipa, Cuzco y departamentos cercanos, vía terrestre. Asimismo en la ruta Norte tenemos las conexiones de Ninantaya - Moho – Rosaspata – Inchupalla – Huatasani – Carretera Putina, que en su mayoría abastece a los mercados y ferias de Puno y alrededores.

Agentes de Aduanas tienen identificados como líderes de las bandas contrabandistas en la modalidad de “culebra del norte” a Jhony Capquequi Flores “Chicoloco”, Hugo Capquequi Fores, Julio Larico “el Perdiz”, María Cusi Condor “Los Cusis”, José Blanco “Los Blancos”, Moises Suca “Suca”, Alfonso Vilca Apaza “Cachuli”, Luis Mamani Huanca “La Casquina”, Pilar Quispe Callo “Pilar”, entre otros contrabandistas.

Y en la “culebra del sur” tenemos a Remigio Coaquira Mamani alias “Chinchano”, Demetrio Alanoca Mita “Ojotas” y Rudy Quiza Béjar “El Tuerto”, todos buscados por la policía.

NARCOTRÁFICO LAVA DINERO
Raúl Saldias, presidente de la Comisión de Lucha contra el Contrabando de la Sociedad Nacional de Industrias (SNI), afirma que desde hace más de tres años el contrabando se ha aliado con el narcotráfico. “Los capos del narcotráfico lavan su dinero con el contrabando, un delito menos malo y hasta visto como bueno”, indica.

“Todo país tiene al contrabando de entrada y de salida como parte mínima de su economía, lo contrario al Perú porque genera pérdidas irreparables”, indicó Saldias.

Según SNI, cada año se incauta un promedio de 100 millones de dólares en mercadería, lo que llegaría a ser una mínima parte de los 1500 millones de dólares que genera el contrabando anualmente en el país.

Aduanas asegura que después de un proceso a los detenidos, todo lo incautado pasa al Estado y la ropa es donada a los pobladores más pobres de los alrededores de Puno, como una forma de acercamiento.

En el contrabando no solo se comercializa electrodomésticos y prendas de vestir, sino también el gas boliviano barato que ingresa al país sin pagar un sol de impuestos: el precio por balón de gas es de 20 soles, siempre y cuando lleves tu balón vacío.

En cuanto a electrodomésticos los precios de las Laptop Lenovo y Toshiba bordea los mil soles, la refrigeradora LG con procesador de agua solo 2 mil soles, casi la tercera parte de su precio en una tienda de Lima.

En tanto en la feria del contrabando ubicado a lo largo y ancho de al menos 20 cuadras del Jirón Simon Bolívar, en pleno corazón de Puno, las prendas como: botas americanas de cuero original bordean los 45 soles, las casacas de cuero desde 25 soles, y los abrigos marca americana Osgun Manti y Finza a 25 soles.

ENTREVISTA CON FISCAL DE PUNO
Demandan apoyo contra el contrabando
José San Martín Bustinza, Fiscal Provincial Especializado en Delitos Aduaneros y Propiedad Intelectual del Ministerio Público de Puno, en entrevista con este diario aseguró que es función de la policía y de Aduanas combatir a los contrabandistas, sin embargo no cuentan con herramientas necesarias para este fin.

“La policía no tiene recursos logísticos y humanos para enfrentarse a una banda organizada que hace ingresar al Perú más de 40 camiones que tienen como seguridad entre 7 a 10 personas armadas”, puntualizó Mustinza.

Asimismo dijo que la sobrecarga procesal que tienen los fiscales de Puno, es demasiada, pues son 7 fiscales y un asistente corporativo para cientos de casos de contrabando y otros delitos. “Cada fiscal tiene en proceso de investigación al menos 300 casos, esto escapa de nuestras manos y ya entra a tallar un problema de política de gobierno”, argumentó.

Mustinza plantea que se den facultades de investigación en casos de contrabando a los fiscales de fronteras, porque actualmente se dedican a temas menores como homicidios y robos, cuando el tema más grave es el contrabando, además de designar más fiscales para Puno. El fiscal señaló que el año pasado decomisaron un millón 400 mil soles y en lo que va del año cerca de un millón.


Carmen López Mercedes
Enviada especial

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.