Sin electricidad por falta de planificación estatal

El Ministerio de Energía y Minas reveló hace unos días que una de las causas centrales de la “crisis energética” del país, que ha ocasionado apagones en la capital hace algunas semanas, es que durante el período 2001–2006 la oferta en nueva generación sólo creció 9.4%, reduciéndose la reserva de un 50% a un 30%, mientras que la demanda aumentó en 28.2%.

Por Diario La Primera | 31 ago 2008 |    
Sin electricidad por falta de planificación estatal
Hay que superar las limitaciones para la inversión hídrica.
Ausencia de políticas estatales para incentivar construcción de hidroeléctricas ha generado crisis energética

Más datos

A RECORDAR

Según la información oficial del MEM, con excepción de la central del Platanal en construcción con una potencia de 220 MW y que entrará en operaciones en el 2009, los demás proyectos se encuentran recién en la etapa de estudios y serán realidad en el 2014.

A este respecto, el analista Jorge Manco Zaconetti manifestó que la reducción en nuestras reservas constituye el punto central de esta problemática, ya que deja al descubierto la ausencia de una planificación energética como política de Estado, el que desde los inicios de los noventa impuso la privatización de las empresas públicas al mejor postor, con mínimos compromisos de inversión, con lo que se descuidó el tema de infraestructura para mejorar la oferta eléctrica, con las consecuencias ya conocidas.

“Esta ausencia de planificación energética encuentra su expresión en la desaparición del Instituto Nacional de Planificación (INP) que era el organismo responsable de la elaboración de proyectos, estudios de la realidad nacional, proyectando los requerimientos del país a futuro”, añadió.

De otro lado, el analista señaló que con precios del gas natural para la generación eléctrica de US$ 2.50 por millón de BTU (unidad térmica), precio que incluye la explotación, transporte y distribución, ningún proyecto de inversión hidroeléctrica bajo responsabilidad privada resulta atractivo. “Evidentemente lo expeditivo y razonable desde el punto de vista del capital privado es ‘colgarse’ al gas barato de Camisea en la costa con una central térmica”, sostuvo.

Para ello, Manco sostiene que es necesario un “New Deal” energético: es decir, un nuevo trato que supere los problemas y limitaciones para la inversión hídrica y de las energías no convencionales como la eólica, para que podamos aumentar nuestras reservas para superar esta crisis a largo plazo. “Para ello se necesita un nuevo marco tributario, arancelario y tarifario que compense los bajos precios de la generación termoeléctrica en base al gas natural, y así estas inversiones sean posible”, dijo.


    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.